Laborioso rescate del cadáver de un hombre que apareció despeñado en el Cap Blanc

| | Llucmajor |

Valorar:
preload
Expertos de montaña de la Guardia Civil bajando por el acantilado.

Expertos de montaña de la Guardia Civil bajando por el acantilado.

A. Sepúlveda

La Guardia Civil montó este jueves un gran dispositivo de rescate para sacar de unos acantilados del Cap Blanc el cadáver de un hombre que se había despeñado en circunstancias que están siendo investigadas. La Policía Judicial, el GREIM y un helicóptero participaron en el operativo y todo apunta a que la víctima es un ciudadano francés que estaba en paradero desconocido desde el lunes.

A principios de semana se había activado una búsqueda de un varón y la Guardia Civil de Llucmajor realizaba intensas gestiones para dar con él. Ayer al mediodía, un cuerpo sin vida apareció entre las rocas, en la zona del Cap Blanc, y se puso en marcha la operación para rescatarlo.

Equipo de montaña

Los expertos del Equipo de Montaña de la Guardia Civil se desplazaron hasta ese acantilado y el helicóptero aterrizó allí, sobre las rocas. Una pareja de la Policía Judicial estuvo presente en el escenario, para analizar todos los detalles y tratar de averiguar qué había ocurrido.

PALMA.

El cuerpo cayó desde lo alto pero está descartado que se hubiera precipitado desde un coche, ya que no se halló ni rastro de un posible vehículo. Durante el despliegue, que duró varias horas, se personaron en aquel tramo de la carretera, en el kilómetro 17 de la Ma-6014, allegados de la víctima.

El cadáver, finalmente, fue trasladado al instituto anatómico de Palma, donde está previsto que en las próximas horas se le practique la autopsia. El examen forense confirmará si la causa de la muerte fue un traumatismo y cuánto tiempo llevaba sin vida entre las rocas el ciudadano francés. El juzgado de guardia fue informado del hallazgo mortal y autorizó el levantamiento del cuerpo.

El fuerte viento en la zona complicó las labores

El fuerte viento que soplaba ayer al mediodía en la zona del Cap Blanc dificultó las tareas de rescate de la Guardia Civil y provocó que el helicóptero tuviera que acercarse con sumo cuidado a los acantilados.

Algunos coches se detuvieron en la zona del operativo para interesarse por lo que estaba ocurriendo frente al mar, pero los agentes ordenaron a los conductores curiosos que siguieran circulando, para no entorpecer las labores de rescate. La identidad del fallecido no ha trascendido, pero se sabe que era francés.

PALMA.

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Paloma
Hace 7 meses

Gracias una y mil veces a la Guardia Civil.

Valoración:6menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1