Un conductor pierde el control del vehículo y cae al mar.

49

Tiene 25 años, reside en Campanet, conducía drogado y ha aterrizado en el mar, tras invadir el paseo peatonal de Son Verí, en Llucmajor. Este joven temerario ha sido detenido por agentes de la Policía Local de Llucmajor a primera hora de este domingo acusado de un delito contra la seguridad del tráfico, conducir bajo los efectos de las drogas y realizar una conducción temeraria.

Los hechos, según fuentes oficiales a las que ha tenido acceso Ultimahora.es, apuntan que sobre las ocho de la mañana varias llamadas alertaron a los equipos de emergencia de que un joven conductor estaba circulando, a toda velocidad, por el paseo peatonal de Son Verí. En ese instante, varios vecinos de la zona para evitar ser atropellados tuvieron que apartarse de forma apresurada.

En un momento dado, el conductor perdió el control del vehículo y acabó 'volando' unos metros y para finalmente caer al agua. Un grupo de ciclistas que presenció el accidente se lanzaron al agua consiguiendo rescatar al único ocupante del turismo. Durante los primeros instantes se vivieron escenas de gran tensión y nerviosismo. Los vecinos desconocían si en el coche viajaban más personas. Tampoco ayudaba mucho el estado del conductor. El joven, no tuvo ningún reparo en reconocer que iba puesto hasta las cejas (empastillado) y que no sabía si iba más gente con él en el coche.

Accidente coche

Rápidamente, agentes de la Policía Local de Llucmajor, Guardia Civil, Bombers de Mallorca, Bombers de Palma y ambulancias del SAMU-061 se personaron en el lugar del suceso para auxiliar a la víctima. Nada más llegar, los bomberos se lanzaron al agua y comprobaron que en el interior del habitáculo no había nadie. También revisaron el fondo del mar descartando por completo que el número de víctimas fuese mayor.

El conductor, mallorquín de 25 años, resultó herido de diversa consideración y fue trasladado hasta el hospital de Son Espases. Su pronóstico es reservado. En todo momento fue custodiado por agentes de la Policía Local de Llucmajor que le notificaron su detención. El joven está acusado de un delito contra la seguridad del tráfico, conducción temeraria y conducir bajo los efectos del alcohol o sustancias estupefacientes.