Uno de los miembros del clan gitano de Los Bustamante, el día que pasó a disposición policial en Via Alemania. | Alejandro Sepúlveda

30

Once trileros de la Platja de Palma se enfrentan a 39 años de prisión por estafar y robar a turistas. La Audiencia juzgará a los acusados, todos de origen rumano excepto uno, alemán, este jueves.

En un fecha no determinada anterior a junio de 2012, los implicados acordaron montar un juego de ‘trile’ en la Platja de Palma. Dentro de la organización, según el escrito del Ministerio Público, cada uno de los componentes ejercía una función.

Los acusados lograban que las víctimas perdieran su dinero mediante el cambio de cubilete. A veces, los turistas ni siquiera llegaban a apostar. Les robaban antes de que participaran.

Una de las víctimas, ciudadano alemán, se interesó por el juego y tras observar un rato el desarrollo decidió apostar 170 euros al cubilete ganador. Los acusados, al percatarse de que había acertado, lo intimidaron mediante aspavientos de manos y gritos y el extranjero abandonó el lugar.

En otro orden de cosas, seis miembros del clan de ‘Los Bustamente’ acabaron en prisión el verano pasado. La Fiscalía sostiene que el 23 de agosto los trileros golpearon y robaron a dos extranjeros que se acercaron a la mesa de apuestas. Eran uno de los grupos de trileros más antiguos de la Platja de Palma y ahora afrontan 18 años de cárcel.