El fiscal pide 12 años de cárcel para el acusado de matar a Mascaró

| Palma |

Valorar:
preload

20-04-2015 | A. Sepúlveda

La Fiscalía ha modificado sus conclusiones en el juicio a C.C.T.G., acusado de homicidio doloso por matar al empresario Joan Mascaró en Ferreries (Menorca) el 17 de enero de 2013, y ha pedido una condena de 12 años de prisión y la prohibición de aproximarse a las hijas del fallecido por 17 años.

El fiscal Eduardo Norro ha reiterado hoy ante el tribunal del jurado que considera al acusado culpable de homicidio doloso por el atropello y posterior apuñalamiento de Mascaró, con las atenuantes de obcecación y confesión, pero ha añadido la circunstancia agravante de abuso de superioridad por lo que eleva de 7 años y medio a 12 su petición de pena de prisión.

Reclama además una pena accesoria de prohibición de comunicarse con las dos hijas del fallecido y con su exmujer (que limpiaba en casa del fallecido y mantenía una relación con él) así como de aproximarse a menos de 500 metros de ellas por un tiempo de 17 años.

El fiscal ha incrementado también la cuantía que solicita que pague el acusado en concepto de responsabilidad civil al aplicar el baremo de 2013 y ahora reclama 12.616 euros para cada víctima, cuando antes pedía 10.000.

La acusación particular, en nombre de las dos hijas del fallecido, pide que el acusado sea condenado por asesinato con alevosía, sin ningún eximente de la responsabilidad criminal, a una pena de 20 años de prisión y reclama una indemnización para cederla a asociaciones benéficas.

Ante el hecho de que tanto la fiscalía como la defensa han pedido al jurado que tenga en cuenta la confesión que realizó el acusado, que admitió los hechos desde el primer momento, el abogado Jaime Campaner ha añadido en sus conclusiones que si bien el agresor acudió al cuartel de la Guardia Civil de Es Mercadal donde fue detenido, ofreció «una versión inveraz de lo ocurrido porque ocultó elementos relevantes y añadió falsamente otros».

Fiscal y acusación particular coinciden en creer que el acusado tiró a propósito la moto que conducía la víctima y luego le causó heridas con un cuchillo de cocina y un hachuela de pescador que le provocaron la muerte.

La abogada defensora, Margarita Mercadal, ha reiterado ante el jurado la versión de los hechos del acusado, que alega que mientras de dirigía a visitar a unos amigos, golpeó con su coche en dos ocasiones a un ciclomotor que se cruzó en su trayectoria y que resultó que conducía Mascaró.

Según el acusado, acudió a ayudar al motorista cuando la víctima se dirigió hacia él increpándole y agrediéndole con el casco, algo que «le provocó un arrebato de obcecación que nubló su voluntad sin anularla, no pudiendo contener sus impulsos, saliendo del coche con un cuchillo y posteriormente con una hachuela de pescador».

Mascaró golpeó al acusado «con una rabia indeterminada con el casco, inicio una huida y causó contusiones y una herida incisa en el pecho». El acusado lo alcanzó y, tras un forcejeo en el suelo, le ocasionó heridas que le provocaron un neumotórax por el que falleció, según el relato de la defensora.

La abogada de C.C.T.G. ha calificado estos hechos como un homicidio con cinco atenuantes de la responsabilidad criminal (arrebato u obcecación, alteración psíquica; grave adicción al alcohol, sustancias estupefacientes y psicotrópicas; confesión y defensa propia) por lo que pide que sea condenado a 2 años y 6 meses y a pagar una indemnización de 10.000 euros.

Durante la tercera jornada del juicio han declarado varios peritos, que han explicado que detectaron una baja cantidad de alcohol en el análisis de sangre de la víctima y presencia de un medicamento contra la impulsividad en el del agresor.

Los especialistas no hallaron huellas en el cuchillo y la hachuela encontradas cerca del lugar del crimen pero sí restos biológicos con el perfil genético del agresor. En el casco solo detectaron elementos con el perfil genético de Mascaró.

El juicio continuará mañana a partir de las 10.00 horas con la presentación de los informes finales por parte de acusaciones y defensa, la entrega del objeto del veredicto al jurado y el inicio de su deliberación, según ha explicado la magistrada que preside el tribunal, Gema Robles.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.