4

La ingesta de bebidas alcohólicas y una acalorada discusión sobre las dos de la madrugada pueden mermar el equilibrio de las personas.

Sobre la 01.49 horas de la madrugada de ayer, a la altura del número 108 de la calle Manacor, en Palma, una mujer se precipitó, de manera accidental, desde un primer piso.

Rápidamente, agentes del CNP, Policía Local de Palma y una ambulancia medicalizada del 061 se personaron en el lugar del siniestro y atendieron a la víctima.

Al parecer, y según el testimonio de varios vecinos, la mujer, de nacionalidad cubana, estaba ingiriendo algún tipo de bebidas alcohólicas en un bar que justamente está situado debajo de su vivienda. En un momento dado, se enzarzó en una acalorada discusión. Acto seguido, la mujer se marchó y subió a su domicilio.

A partir de ese instante, lo acontecido es muy confuso. Todo apunta a que la mujer, que se encontraba muy ofuscada y nerviosa, se asomó al balcón de su casa y prosiguió discutiendo y haciendo aspavientos. Fue entonces cuando, de repente, la mujer perdió el equilibrio y se precipitó desde el primer piso, quedando tendida sobre la acera.

Los vecinos de la calle más próximos y los clientes del bar que se encontraban allí alertaron, con suma urgencia, a los equipos de emergencia.

Afortunadamente, la mujer no sufrió daños de consideración y no se teme por su vida. La cubana fue ingresada en el hospital de Son Làtzer.