Los bomberos desplegaron una pancarta pidiendo el informe interno del suceso. | Pere Bota

10

A las 18.45 horas del día 6 de agosto de 2010 falleció el bombero de Palma Alejandro Ribas Millán durante la extinción de un incendio en un bar de la calle Andreu Feliu. Àlex, de 34 años, se convirtió en el primer bombero de Palma fallecido en acto se servicio durante los 150 años de historia del Cuerpo. Ayer, a esa misma hora, sus compañeros guardaron un minuto de silencio en el nuevo parque central de bomberos, en Son Malferit.

Los bomberos desplegaron una pancarta en la que se podía leer: «Nieto: Para cuándo informe interno?», dirigida al jefe de los Bombers de Palma, Manuel Nieto, a quien exigen que concluya la investigación de lo ocurrido para determinar las causas y salgan a la luz las circunstancias que provocaron la muerte de Àlex, que vivía en pareja y era padre de un niño de corta edad.

El jefe de los Bombers de Palma se encontraba presente en el minuto de silencio en recuerdo de Àlex, junto al nuevo regidor del área de Seguridad Ciudadana de Cort, Guillermo Navarro.

Por otro lado, la Agrupació Cultural i Esportiva del Cos de Bombers de Palma, a la cual pertenecen todos los bomberos de Palma, también ha organizado diversos actos estos días en memoria de Àlex. El primero fue una vuelta motera debido a la afición de Ribas a las motos, y después una 'pamboliada' en la plaza que lleva el nombre del bombero fallecido, junto a Cala Estància.