Los agentes arrestaron al cabecilla del grupo de 'El Ove' e intervinieron 1,5 kilos de cocaína, 800 papelinas de heroína y armas | Vasil Vasilev

10

Cinco detenidos y la intervención de casi 1,5 kilos de cocaína, más de 800 papelinas de heroína, armas y cerca de 40.000 euros, es el resultado de la gran redada contra el narcotráfico que llevó a cabo el Cuerpo Nacional de Policía (CNP) en el poblado de Son Banya.

La operación, denominada 'Guaraná', comenzó a las 21.45 horas de la noche del viernes y concluyó a las dos de la madrugada de ayer. Más de un centenar de agentes de casi todas las unidades del CNP tomaron el poblado y efectuaron un total de ocho registros, siete en Son Banya y uno en Son Ferriol.

Los clanes contra los que se actuó son los de 'El Ico', 'El San Sito' y 'El Ove'. Fuentes policiales indicaron que el clan de 'El Ove' era el más fuerte actualmente en el poblado de Son Banya y se le ha asestado «un duro golpe» con esta operación. Entre los detenidos figuraba el cabecilla del clan de 'El Ove'.

Este grupo organizado había pasado a ser uno de los que dirigía el negocio de la droga en Son Banya después de la detención, en los últimos años, de los principales clanes de narcotráfico, entre ellos el de 'La Paca'.

Armas

El primer registro que se llevó a cabo fue en un domicilio de Son Ferriol, propiedad de un payo al que se relaciona con el clan de 'El Ove'. En este registro se encontró una mochila en cuyo interior había dos escopetas, dos revólveres y dos pistolas, además de abundante munición.

Después los registros continuaron en el poblado de Son Banya. Los agentes, bajo la dirección del comisario del CNP de Palma Antoni Cerdá, se desplegaron por el poblado y entraron en las viviendas sospechosas. En una de ellas se encontraron 20.000 euros y en el resto diversas cantidades de dinero. La suma total intervenida rondaba los 40.000 euros.

En Son Banya también se encontró una escopeta, además de droga repartida entre las distintas viviendas registradas. Así, se llegó a incautar cerca de un kilo y medio de cocaína, más de 800 papelinas de heroína y hachís.
Dos de los arrestados fueron puestos en libertad poco después y los otros tres fueron trasladados a la Jefatura. Mañana pasarán a disposición judicial. El caso está en manos del Juzgado de Instrucción número 6 de Palma, la operación sigue abierta y no se descartan más detenciones.