Imagen de archivo de cocaína intervenida en Ibiza. | Redacción Sucesos

12

La Policía Nacional ha desmantelado una red de narcotráfico que pretendía introducir cocaína procedente de Colombia y oculta en dispositivos informáticos como discos duros y distribuirla en Mallorca, con la detención de once personas y la incautación de más de 9,5 kilos de estupefaciente.

La investigación de la llamada «operación Revancha» comenzó el pasado noviembre, cuando se detectó que dos personas que residían en Madrid iban a transportar a España desde Colombia cocaína oculta en su organismo, según ha informado la Jefatura Superior de Policía de Balears en un comunicado.

Estos dos «correos» viajaron en diciembre a Bogotá donde fueron detenidos cuando pretendían embarcar con destino a Palma portando 2 kilos de droga.

Tras estas dos primeras detenciones, la organización a la que pertenecían los arrestados cambió el sistema de transporte de droga y optó por ocultarla en dispositivos informáticos y enviarla a España o bien mediante una empresa de paquetería urgente, o en maletas modificadas con un doble fondo y protegidas con láminas de plomo.

Los cabecillas de la red enviaron a Colombia a tres personas de su confianza para adquirir la droga y culminar los detalles para ocultarla y enviarla. Posteriormente, una cuarta persona sería la encargada de viajar con la maleta hasta Palma.

Investigaciones

Tras cerca de cuatro meses de negociaciones con los proveedores de la cocaína, los narcotraficantes lograron materializar ambos envíos.

Las investigaciones realizadas permitieron averiguar la fecha de llegada de un paquete, que fue remitido a España por medio de una empresa de mensajería urgente.

La policía estableció un dispositivo de vigilancia en las inmediaciones del lugar de entrega y arrestaron a la persona encargada de su recogida, un hombre captado por la banda a cambio de una compensación económica.

El cabecilla del grupo y su hombre de confianza, que se encontraban realizando funciones de contravigilancia, fueron igualmente detenidos.

En el interior del paquete se hallaron ocultos en un sistema de alimentación ininterrumpida y en el interior de siete discos duros, un total de 800 gramos de cocaína.

De forma paralela los policías interceptaron en el aeropuerto de Barcelona el otro cargamento de cocaína que el grupo había camuflado en una maleta.

Al revisar el equipaje de un miembro de la red se localizó un doble fondo, cubierto con láminas de plomo, que ocultaba un dispositivo informático en cuyo interior había escondidos más de 6,7 kilos de cocaína. El portador de la maleta fue también detenido.

El resto de miembros de la organización desarticulada fueron localizados y detenidos en diversos puntos de Palma.

Algunos de ellos se encargaban de distribuir la cocaína en distintas localidades de Mallorca como Pollenca, la Colonia de Sant Jordi, Alaró e Inca.

En total han sido arrestadas 11 personas, 9 en España y 2 en Colombia, y se han intervenido más de 7,5 kilos de cocaína en España y 2 más en Bogotá.

La investigación ha sido realizada por agentes adscritos al Grupo Especial Contra el Crimen Organizado (GRECO) de Palma y de la UDYCO Central de la Comisaría General de Policía Judicial, con la colaboración de agentes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Barcelona y del Aeropuerto del Prat.