Imagen de los camiones aparcados encima de la acera. | Enrique

4

A falta de uno, dos.