Los amantes de los coches clásicos que participaron en la ruta disfrutaron de una visita y merienda en Blanca Terra. | Gabriel Alomar

0

El grupo automovilístico ‘Som uns putes brusquers’ celebró un simpático encuentro en el celler Blaca Terra de Montuïri para emprender una ruta de 65 kilómetros por el Pla de Mallorca. Un total de 28 coches con 64 participantes recorrieron los pueblos de Porreres, Vilafranca, Petra y Sant Joan para regresar al punto de partida, y compartir una típica merienda mallorquina.

En esta excursión se reunieron clásicos populares como Seat 600, Renault 5, Seat 124, o Mini Morris, junto a deportivos como los Fiat X 1/9, Opel GT y Lancia Delta, y otros que pronto lo serán. Entre los más antiguos destacó un Abarth de febrero de 1962 de Tomeu Bibiloni, que cuenta con una laureada experiencia en grandes rallys, como el Panda Raid.

«El motivo del encuentro ha sido convocar a todo el grupo, tras una larga temporada, con el propósito de intercambiar experiencias y novedades, aprovechando para contarnos batallitas», indica Tomeu Bibiloni. Tras disfrutar toda la mañana con los clásicos y en opinión de los asistentes de una ruta muy divertida y por unas carreteras comarcales con buenas vistas campestres, todos coincidieron en indicar que «tenemos que hacer otro encuentro y pronto». Antes de la merienda, Blanca Terra ofreció una visita a las viñas y al museo, que despertó gran interés entre los asistentes a este encuentro con los clásicos.