Vista del buque escuela Empire State. | J.OLIVER

1

El puerto de Palma recibe la visita del Empire State, el último gran mercante clásico, que opera como buque escuela para el Suny Maritime College. Con capacidad para 600 cadetes, llegó ayer procedente de Nueva York tras un viaje transatlántico de dos semanas de duración.

Construido en 1962 en los astilleros de Newport News con el nombre de Oregon como carguero, perteneció antaño a la legendaria United States Lines y en la actualidad tiene su base en Fort Schuyler, en el Bronx. Destaca frente a los buques actuales por su tradicional línea marinera con marcado arrufo, en sus 172 metros de eslora. Las antiguas bodegas de carga en la actualidad han sido reconvertidas en aulas y en su largo historial también participó en la ayuda humanitaria tras el paso de los huracanes Katrina y Sandy en EEUU.

Con sus 14.557 toneladas de registro, es el mayor buque de este tipo que permanece en servicio y el último propulsado por convencionales calderas y turbina de vapor. Su operatividad corre a cargo de la US Maritime Administration del Gobierno Federal. Con la llegada del transporte de mercancías por contenedor, la carga a granel ha desaparecido de las líneas marítimas, con excepción de los graneles y carburantes. Así, este buque representa el patrimonio naval de toda una época, ya extinguida.