El histórico establecimiento decora sus paredes con las firmas de sus clientes más famosos.

6

El Bosch, uno de los bares más emblemáticos de Palma, ha decorado sus paredes con las dedicatorias que le han dedicado en sus 80 años de historial algunas de las personas famosas que han sido sus clientes, como los pintores Joan Miró y Miquel Barceló, el piloto Niki Lauda y el astronauta Pedro Duque.

Según ha informado la propiedad, también hay dedicatorias del cantautor Joaquín Sabina y de los actores Sara Montiel y Simón Andreu, entre muchos otros personajes conocidos.

Algunas de los mensajes son elogios para la «langosta», nombre con el que se conoce el característico bocadillo en el típico pan de «llonguet» palmesano, y varios recogen no solo mensajes sino también dibujos de sus creadores. «Son testimonios a los que tenemos mucho cariño porque forman parte de la historia de nuestra casa y ahora hemos creído convenientes sacarlas a la luz», ha declarado el propietario del Bar Bosch, Nofre Flexas.

«Además -ha añadido- es una forma de dar valor al Bar Bosch como una de las marcas que conforman Mallorca».
La empresa titular del bar recuerda que es un café catalogado como establecimiento emblemático de la ciudad por su carácter histórico y su relevancia en la cultura popular.