(De i. a d.) Los cuatro lideres politicos Mariano Rajoy, Albert Rivera, Pedro Sanchez y Pablo Iglesias, en la escena «el circo de la poltica» en una de las fallas de Valencia. Más de 385 monumentos esperan impasibles su cita con el fuego de San José. | Efe

6

El futuro gobierno de España y los protagonistas políticos de las negociaciones, el Acord del Botènic -pacto entre el PSPV, Compromís y Podemos sobre el que se basa el Consell de la Generalitat Valenciana- y los casos de corrupción centran muchas de las escenas de las Fallas de 2016, que una vez más ofrecen a vecinos y turistas una radiografía mordaz de la actualidad.

La expectación ante la formación de un nuevo Ejecutivo central o la convocatoria de elecciones se refleja en algunos de los ninots que estos días pueblan las calles de la capital del Turia. Es el caso de la Falla del Pilar, de Sección Especial, en la que los líderes políticos de las principales fuerzas, como Mariano Rajoy, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias, Albert Rivera y Alberto Garzón, entre otros, se convierten en 'matrioskas' o muñecas rusas.

«Según como se combinen se podrá formar gobierno, se puede formar un infierno si las matrioskas no riman. Sánchez se traga a Rivera, Rajoy no quiere entrar, Iglesias se queda solo y el gobierno no prospera. Desde Rusia, con amor, la Perestroika ha llegado; señal de que todo ha cambiado, nadie sabe si para mejor», rezan los carteles que acompañan a la composición.

En este mismo monumento se alude a uno de los presuntos casos de corrupción que está copando portadas durante estas fiestas, el caso Imelsa. Uno de los carteles se refiere al expresidente de la Diputación de València y del PP de la provincia, Alfonso Rus, y la grabación en la que supuestamente cuenta dinero procedente de comisiones. «No balla el Rus que no és rus perquè està comprant billets, dos millons, siguen peles o gallets, es tira al pap del seu càrrec fent us».

Los nuevos políticos que han llegado a las instituciones valencianas son también objeto de la mira irónica de los artistas falleros. En la falla plantada por la comisión Almirante Cadarso-Conde Altea, por ejemplo, se puede ver a los líderes de los tres partidos que apoyan el llamado 'Acord del Botànic' -el presidente de la Generalitat, el socialista Ximo Puig; la vicepresidenta Mònica Oltra, de Compromís, y el líder de Podemos, Antonio Montiel- reunidos en una mesa comiendo. Con el típico tono satírico de esta fiesta, se dice que es Mónica Oltra la que «elige el menú haciendo lo que le viene en gana».

Ribó en triciclo

Junto a ellos, el actual alcalde de Valencia, Joan Ribó, y sus nuevas maneras aparecen cararicaturizadas con un ninot montado en un triciclo -el primer edil de Compromís acostumbra a desplazarse en bicicleta- y un esforzado policía que le escolta detrás en el mismo medio de transporte.

Ribó protagoniza también un detalle de otra de las fallas de categoría Especial, la de Na Jordana, donde el alcalde aparece tocando un tambor en el que se alude a la polémica cabalgata de las 'Reinas Magas'.

Su predecesora en el cargo, la 'popular' Rita Barberá se convierte en la Falla Maestro Gozalbo-Conde Altea en un particular personaje de 'La Familia Adams (versió cap i casal)'.