Climent Serra i Servera inició en 1936 las obras de la escuela pública de Porreres. Ahora, el Govern, realiza en el centro una importante ampliación. | Joan Socies

1

En el pleno ordinario de este mes de septiembre el Ajuntament de Porreres aprobará, con toda seguridad, la petición del claustro del CEIP Escola Nova de cambiar el nombre del centro por el de CEIP Climent Serra i Servera. La propuesta cuenta con el aval de la Comissió de Memòria Democràtica del Ajuntament y el visto bueno de la familia de Climent Serra.

Climent Serra i Servera Banyat (Porreres, 1907 - Manacor, 1936), constructor y presidente de Esquerra Republicana Balear, fue asesinado en Manacor el 16 de agosto de 1936. Además, Climent Serra fue el constructor de la nueva escuela que había impulsado el Consistorio republicano de Porreres presidido por Climent Garau. Los acontecimientos de la Guerra Civil de 1936 frustraron el ilusionante proyecto educativo del pueblo y hasta 1976 no se inauguró aquella escuela con el nombre de Escola Nova.

Climent Serra, para iniciar la construcción del edificio, había dado una fianza al Ajuntament de Porreres de unas 12.000 pesetas. Además de otras 15.000 pesetas invertidas por el propio Serra en los cimientos y las obras que ya se habían realizado. Un dinero que el Ajuntament de Porreres nunca pagó a la viuda e hijos de Serra Servera pese a haberlo aprobado en un pleno de diciembre de 1936 y en enero de 1937 autorizar al alcalde, Enric Julià, a devolver ese dinero invertido.

Años más tarde, en 1950, entre el silencio de la dictadura franquista, la viuda de Serra y sus dos hijos realizaron una petición por escrito para que se les devolviera aquel dinero de la fianza y de las obras. Ya en los años de la democracia, los hijos de Climent Serra no se han cansado de reclamar al Ajuntament o a instancias supramunicipales que se les devuelva el dinero de su padre. Una petición que mantienen todavía hoy vigente.

Ahora, con el cambio de nombre del colegio público, el Consistorio de Porreres quiere reconocer la figura de Climent Serra iServera y, a la vez, dar visibilidad al sufrimiento de muchas familias. En el pleno del próximo día 27 de septiembre se aprobará la petición del cambio de nombre que deberá refrendar la Conselleria d’Educació. Se prevé que pueda asistir la familia de Climent Serra. Además, en la inauguración del centro, que deben finalizar en diciembre, se podría oficializar el cambio de nombre con la instalación de una placa.

Climent Serra i Servera.

Reconocimiento

El regidor del PSOE y presidente de la Comissió de Memòria Històrica, Miquel Àngel Veny, indica que «se trata de un reconocimiento por todo lo que padeció la familia y en general las viudas e hijos de tantas personas asesinadas». Tomeu Garí, regidor de Més, señala que «es una manera de poner en orden la deuda del pueblo con Climent Serra». Finalmente la alcaldesa, Xisca Mora (PI), ha manifestado que «se trata de un reconocimiento para que su familia vea la gratitud de Porreres por el esfuerzo y sacrificio de Serra».