El propietario de la administración de lotería de Can Picafort, Guillem Avellà, con varias clientas. | Lola Olmo

0

Palma, Portals Nous y Can Picafort se han hecho con un quinto premio, concretamente el número 86.986, agraciado con un premio de 6.000 euros al décimo. Otro quinto, el 43.831, también se ha vendido en Llucmajor y Palma.

En Palma, uno de los punto de venta ha sido la tienda Dolça Isabel Llepolies, ubicada en calle Rossinyol número 2, en el barrio de Santa Catalina. Su propietaria, Magdalena Rosselló, ha asegurado en IB3 Televisió que sólo ha vendido un único décimo.

Magdalena Rosselló, en la tienda de Santa Catalina donde se ha vendido el quinto premio.

En Portals, el quinto premio se ha vendido en la administración ubicada en la carretera de Andratx, número 37. También solo un único décimo.

Por su parte, el propietario de la administración de lotería de Can Picafort, Guillem Avellà, desconoce quién ha sido el cliente afortunado, pero la noticia ha sido acogida con júbilo en este núcleo turístico azotado este año por la crisis económica debido a la caída de la actividad turística.

Guillem Avellá regenta esta administración de lotería de Can Picafort desde 2014, pero ya es la segunda generación de la familia al frente de la misma. Primero fue su padre quien la atendió durante años en Santa Margalida, hasta que trasladaron el negocio a la zona costera del municipio.

No es la primera vez que los Avellá entregan un premio. En el año 2016 repartieron un segundo premio de la lotería nacional del sorteo de verano, y en otra ocasión, un cuarto premio de la lotería de Navidad.

Este martes, la expectación en Can Picafort es máxima por saber quién se habrá llevado este importante pellizco.

El propietario de la administración de lotería de Can Picafort, Guillem Avellà.

Además, este quinto premio también se ha vendido en Santa Eulària des Riu (Ibiza) y Es Castell (Menorca). En total se han venido cinco décimos en Baleares de este quinto premio, uno por administración mencionadas.

Otro de los quintos premios, el 43.831, ha dejado algunos pellizcos también en Palma y en Llucmajor. En la administración de la calle Bisbe Taxaquet de Llucmajor pueblo, una de las trabajadoras del Estanc Can Paco, Catalina Servera, comentó que han vendido un único boleto realizado por terminal. Es la primera vez que reparten un premio de la lotería de Navidad. Aunque en 2013 entregaron un segundo premio de la del Niño, explica Joana Maria Rosselló Soler, responsable del estanco.

Esperança Rosselló, Joana Maria Rosselló y Cati Servera.