Recreación del sector de la autopista de Ponent soterrada bajo un ‘ecotúnel’, cuya parte superior sería convertida en una gran zona verde.

23

Los vecinos de Costa den Blanes piden al Govern y al Consell que se impliquen en la financiación del ‘ecotúnel’ previsto en el nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Calvià, cuya construcción llevaría implícito el cubrimiento de parte de la autopista de Ponent y serviría para acabar, de una vez por todas, con la contaminación acústica que tantos trastornos fisiológicos ocasiona a los residentes de la mencionada localidad y a los de Portals. «Es la mejor y única solución», reconocen fuentes del Ajuntament de Calvià.

Aunque el Consistorio presidido por Alfonso Rodríguez Badal (PSOE) sigue apostando por este proyecto (que también procuraría al municipio un gran espacio verde que conectaría na Burguesa con la ribera de mar), a nadie escapa que su alto coste de ejecución imposibilita al Consistorio a la hora de financiarlo en solitario. Amén de las competencias de otras administraciones en esta zona del término municipal.

Así las cosas, el presidente de la Comunidad de Propietarios de Costa den Blanes, Miquel Àngel Borràs, se ha reunido esta semana con el conseller insular de Territori i Carreteres, Iván Sevillano, para solicitar al Consell su ayuda en la financiación del ‘ecotúnel’ y que su implicación concite el interés del Govern, del Gobierno de España, e incluso de la Unión Europea, a la hora de sumarse a la realización del proyecto. En declaraciones a Ultima Hora, Borràs explica que trasladó a Sevillano la necesidad de que, una vez aprobado el PGOU, Ajuntament y Consell redacten el proyecto de la infraestructura. «Si no se cuenta con un proyecto que mostrar, no se puede pedir dinero», recuerda Borràs, bien conocedor de los entresijos de la Administración.

El presidente de los propietarios de Costa den Blanes es consciente de la enorme complejidad del proyecto, pero recuerda que no es la primera vez que el municipio de Calvià se enfrenta a un desafío, en cuanto a políticas de movilidad se refiere, de tal envergadura. «En los años 80, Peguera presentaba un problema similar al de Costa den Blanes y la entonces alcaldesa Nájera consiguió ejecutar una ronda exterior al núcleo urbano mediante la construcción de varios túneles como el de Son Vich», apunta Borràs.

En las próximas fechas, los representantes de la Comunidad de Propietarios de Costa den Blanes tienen previsto reunirse con la presidenta del Consell, Catalina Cladera, y hacer lo propio con la presidenta del Govern, Francina Armengol, con el objetivo de recabar el apoyo de ambas instituciones para la consecución futura del proyecto de ‘ecotúnel’.