El actual secretario municipal de Santanyí llegó al pueblo en el año 1989 y se le cedió el piso que se encuentra en la calle Centre, a escasos metros de la plaza Major, totalmente gratis. El alto funcionario ha residido en esta vivienda, que dejará a finales de enero, durante los últimos 30 años. | Maria Nadal

13

La que durante los últimos 30 años ha sido la casa del secretario municipal del Ajuntament de Santanyí totalmente gratis vuelve a tener usos públicos. El pleno del Consistorio ha aprobado la «mutación demanial del inventario municipal» que implica que la vivienda dejará de ser la vivienda privada del funcionario para pasar a acoger dependencias municipales.

El pleno aprobó este cambio después de la polémica que surgió a principios del pasado mes de noviembre cuando salió a la luz la situación del secretario municipal. Fue en el transcurso de un pleno durante el que Suma (en la oposición) criticó que no se le concediese un despacho cuando el secretario ocupaba un piso propiedad del Consistorio, por lo que solicitó una revisión del inventario. Aunque, en un principio, desde el Ajuntament se defendió que el secretario ocupaba el piso municipal de manera correcta amparándose en un informe del asesor jurídico, el mismo alto cargo puso la vivienda a disposición del Consistorio y abandonará la casa el próximo mes de enero. Durante el pleno, tanto la alcaldesa Maria Pons como el portavoz del PSOE, Juli Fuster, agradecieron la buena predisposición del alto funcionario a la hora de dejar la vivienda.

Una vez que el secretario se marche del piso, que tiene una superficie de unos 110 metros cuadrados y que se encuentra ubicado en la calle Centre, a escasos metros de la plaza Major, el Ajuntament decidirá los usos municipales que se dará al espacio (acogerá despachos u otras dependencias). En el mismo edificio se encuentran las oficinas de Servicios Sociales, el juzgado de paz, el archivo municipal o las oficinas de ferias y mercados, entre otras. En la planta baja se encuentra la pescadería municipal.

Noticias relacionadas

Derecho histórico

Aunque actualmente no hay ningún otro secretario municipal de Mallorca que resida en una vivienda pública, sí los había en tiempos del franquismo. Fue en este periodo cuando se aprobó un decreto que instaba a los ayuntamientos a ofrecer una vivienda a los secretarios debido a la falta de estos altos funcionarios en la Isla y, por tanto, se debían trasladar desde la Península. Aún así, dicho decreto se derogó en el año 1986 por lo que el Ajuntament no estaba obligado a ofrecer una vivienda al secretario actual, que llegó a Santanyí en el año 1989.

A pesar de esta situación, el asesor jurídico municipal amparó que el alto funcionario pudiera disponer de una vivienda municipal gratis alegando que, aunque no existe ninguna obligación de ofrecer una casa, tampoco tiene la prohibición de hacerlo. En su documento, el asesor jurídico concluye que la cesión es legal. Aún así, después de la polémica por la cesión gratis de una casa al secretario municipal durante 30 años, tanto el Ajuntament como el funcionario han llegado a un acuerdo para que éste abandone la vivienda.