30

Vecinos de Llucmajor denuncian la pasividad del ayuntamiento en la limpieza de las calles. Más en concreto, en la urbanización de Puig de Ros, protestan por la gran antidad de residuos que se han apoderado de las aceras.

Desde de abril, los contenedores de la zona están repletos de desperdicios y los vecinos ya están cansados de esta situación, cada día son más las denuncias que hacen a través de las redes sociales pero, al parecer, nadie les hace caso.

Uno de los vecinos de la urbanización ha declarado: «Es una vergüenza ver como están las calles y que el ayuntamiento no haga nada», ha afirmado cansado de la situación.

«La falta de camiones es el motivo de esta situación», ha confirmado otro vecino que ha denunciado la situación ante el mismo alcalde de Llucmajor.

La imagen de las calles es desastrosa y peligrosa para los vecinos que viven allí, argumentan, ya que la basura está esparcida por los suelo, dificultando la movilidad e incluso provocando la caída de algunos niños.