Los ladrones forzaron las puertas de los despachos y de los cajones de las mesas hasta hacerse con las llaves de la caja fuerte en la que estaba guardado el dinero sustraído.

4

El CEIP Binissalem amaneció este lunes consternado tras descubrir el robo de 1.500 euros de la caja. 1.200 euros debían servir para pagar los autocares y a los monitores de las colonias de quinto curso.

La policía científica se personó en el colegio para tomar huellas con el objetivo de identificar a los autores del robo, que destrozaron además varias puertas de la escuela pública. Se sospecha que los ladrones podrían haber tenido información del dinero extra que había en la caja. Forzaron puertas y cajones hasta hacerse con las llaves de la caja de seguridad.

«Normalmente no hay tanto dinero en la caja, el límite son 300 y casi nunca llegamos, pero justamente los niños de quinto se iban este martes de colonias y teníamos 1.200 euros para pagar los autocares y a los monitores», explicaba la directora de la escuela, Xisca Vidal.

Vidal explicó que, al parecer, los ladrones accedieron al centro por un aula de Infantil y, desde allí, entraron a los despachos de secretaría y dirección forzando las puertas.

Vidal explica que probablemente se organizará algún tipo de jornada para recaudar los fondos perdidos.