El ‘llantoner’ se reestrenará oficialmente el lunes. | Antoni Pol

1

La iglesia de Sineu volverá estar iluminada a partir del martes, festividad de la Inmaculada Concepción, con su antiguo lampadario, una pieza del siglo XVI. El llantoner fue retirado en 1995 a raíz de la restauración del templo y desde entonces no se había reinstalado.

El lampadario fue construido en 1568 por mestre Joan Ferrer. Tenía 5 círculos y 76 lamparones (llantons), vasitos de cristal dentro de los cuales se metía una parte de agua y otra de aceite con una mecha. Su uso estaba reservada a las grandes solemnidades: Pascua, Navidad, el Corpus o la Inmaculada. En 1940 fue ampliado con un sexto círculo y nuevos lamparones, hasta los 117 actuales.

Los costes para reinstalarlo han ascendido a algo más de 4.000 euros. El Ajuntament ha hecho una aportación de 887 euros, el 20 por ciento del coste total. El llantoner se reestrenará oficialmente el martes en el oficio solemne, a las siete de la tarde.