Los escolares de Llubí visitaron este jueves el torrente de Vinagrella dentro del marco de las actividades de 'Mallorca Natural'.

0

El colegio Duran Estrany de Llubí acogió este jueves el inicio de la décima campaña ‘Mallorca Natural que promueve la asociación enfocada al mantenimiento y cuidado del entorno natural Grup d’Amics del Medi Ambient (GADMA) y la empresa Cemex. Este año está previsto realizar varias salidas enmarcadas en el proyecto ambiental que está dirigido a uno 2.000 alumnos de colegios de Palma, Selva, Lloseta, Inca, Consell, Santa Maria, Binissalem, Búger o Biniamar.

La primera actividad de este año se llevó a cabo este jueves en el torrente de Vinagrella de Llubí, donde los alumnos estudiaron in situ las especies vegetales del entorno, «el funcionamiento de los torrentes y la importancia de mantenerlos limpios, por lo que la actividad termina con una limpieza que llevan a cabo los mismos escolares», según explicó el portavoz de GADMA, Bernat Fiol.

Desde el centro escolar, la coordinadora ambiental, Apolònia Crespí, y el director, Antoni Gil, alabaron las propuestas del proyecto ambiental. «Nuestro objetivo es inculcar a los niños un respeto y estima hacia el medio ambiente y para ello deben conocer las especies endémicas de nuestra Isla, que no siempre se encuentran en los libros de texto. El proyecto de GADMA ayuda a que los alumnos conozcan de primera mano la flora y la fauna de la Isla», según Crespí.

El director general de Cemex en Balears, José Antoni Cabrera, resaltó que «nuestra empresa está muy comprometida con el medio ambiente y sabemos que los niños son los gestores del futuro por lo que el próximo año está previsto continuar con este programa, que ya ha llegado a unos 20.000 alumnos durante sus diez años de funcionamiento durante los que se han editado unas 40.000 revistas sobre diferentes aspectos de nuestra naturaleza».