El equipo de gobierno del PP aplicará hoy su mayoría absoluta para aprobar los presupuestos municipales para 2014. La congelación de impuestos y tasas es la principal novedad de las cuentas que presentará el alcalde Llorenç Galmés.

La reducción de personal eventual y del capítulo de dietas de los órganos de gobierno supondrán un ahorro de 265.000 euros. Además se anulan seis plazas de funcionario y cuatro de personal laboral. Esta cuantía se destinará a nuevas lineas de ayudas económicas.

Así, las subvenciones aumentarán un 10 por ciento centrándose en la cultural, la educación y los servicios sociales. En cultura se impulsarán nuevas publicaciones así como la celebración de las jornadas de estudios locales, manteniéndose el recién estrenado Premi Vila de Santanyí Francisco Bernareggi de artes visuales con 5.000 euros de dotación.

El departamento de educación mantendrá las ayudas para movilidad, a los mejores estudiantes y a potenciar nuevos cursos formativos.

El alcalde Galmés se refiere a los servicios sociales como uno de los puntales más importantes «por el momento económico», vinculando a este hecho la congelación de tasas e impuestos.

Inversiones

Las cuentas prevén «pequeñas» inversiones en los 13 núcleos. Se soterrarán los contenedores y se construirá un parking en Portopetro, se ampliará el camino de s'Almonia, se continuará el mirador de Cala Figuera, se realizará la primera fase de la plaza Costa de Cala d'Or, rotonda y viales en Cala Llombards o un paseo peatonal desde Calonge a Cala d'Or. Galmés destaca «la buena situación económica del Ajuntament».