Los propietarios ampliaron una caseta existente en la zona protegida cerca de Santueri.

2

La Agencia de Disciplina Urbanística del Consell de Mallorca ha impuesto la sanción más elevada de la historia por una construcción ilegal dentro de una Àrea Natural de Especial Interés (ANEI). En concreto, 720.000 euros a repartir a partes iguales entre los propietarios de la obra y el arquitecto que redactó el proyecto, además de su pertinente demolición.

La edificación, que se ubica en la zona de Binifarda, se llevó a cabo sin la pertinente licencia municipal y consistió en la ampliación y cambio de uso de una caseta existente en una vivienda. El hecho de que se haya construido en ANEI obliga a la demolición de la parte ilegal para «impedir definitivamente los usos a que se hubiera destinado», según reza en la resolución.

Grave

Dicha infracción es considerada como grave y la ley permite una multa de entre el 100 y el 200 por ciento del valor de las obras. En este caso se ha aplicado un 150 por ciento y la sanción se eleva hasta 359.291 euros para los propietarios/promotores y la misma cantidad para el arquitecto.

Ejemplaridad

El acta de inspección levantada por los servicios técnicos de la Agencia de Disciplina Urbanística se llevó a cabo el 30 de abril de 2010 y el informe fue concluido el 16 de julio de 2010. Los juristas de la institución insular dieron el visto bueno al informe el 26 de enero de 2011 y el pasado día 3 de febrero se notificó la resolución de sanción y demolición a los afectados.

Cabe señalar que la denuncia que se formuló contra estas obras sin licencia fue presentada por un vecino de Felanitx.

Aunque los afectados tienen derecho a recurrir esta sanción, se trata de la multa más elevada que ha impuesto nunca el Consell de Mallorca en zona protegida y es ejemplar respecto a la aplicación del 150 por ciento del valor total de la construcción y ilegal.