Ya en 2006 el Ajuntament y la Guardia Civil retiraron los fondeos ilegales del Port. | Elena Ballestero

1

La Demarcación de Costas de las Baleares y el Ajuntament de Pollença procederán este domingo a la retirada de todas las boyas ilegales que ocupan la zona de baño de la playa de Albercuix en el Port de Pollença.

El Ajuntament ha detectado una alta concentración de embarcaciones que fondean ilegalmente en la zona especialmente durante la temporada alta en la que se llegan a concentrar más de doscientas.

El Ajuntament de Pollença ha procedido, a través del concesionario de las playas del municipio (la Asociación de Vecinos del Port) a delimitar claramente la zona de bañistas situada a 150 metros de la orilla, aumentando 50 metros la distancia de seguridad respecto a la temporada 2009.

Delimitación

Tras la señalización, Costas y Ajuntament procederán este domingo a retirar todos los amarres ilegales ubicados dentro de la zona de baño dado que ninguno de ellos dispone de autorización. «Son ilegales y peligrosos para la seguridad», explica uno de los técnicos municipales.

Voluntarios sin Fronteras aportará 25 submarinistas a la operación además de 10 voluntarios que colaborarán desde tierra. Los voluntarios medioambientales de Pollença (Volampo) también estarán presentes en las zonas más próximas a la orilla. Costes aportará dos embarcaciones para el transporte de los elementos retirados y el servicio de salvamento de Pollença, una tercera embarcación.

El operativo se coordinará con la Policía Local y la Empresa Municipal de Servicios (Emser ) que paralelamente encabezarán una operación de retirada de elementos que ocupen ilegalmente la zona pública de la playa, como las hamacas y embarcaciones y restos e las mismas, atadas a los árboles del paseo.

La instalación de fondeos ilegales de particulares en Albercuix es una práctica habitual. Se trata sobre todo de instalaciones caseras, sin ningún tipo de regulación que utilizan como lastre neumáticos y latas rellenas de hormigón además de otros elementos contaminantes. La cadena que une el lastre con la Boya erosiona el fondo marino.