Arca pide que el nuevo Plan General incluya más protección al patrimonio . | M. À. Cañellas -

2

La Associació per a la Revitalització dels Centres Antics, Arca, acusa a Ajuntament de no haber favorecido la participación ciudadana en la elaboración del Plan General de Palma y de negarles documentación, critica la «deficiente regulación del ámbito del conjunto histórico» del municipio y apunta que algunos de los aspectos que incluye el texto plantean «dudas sobre su legalidad».

Estos, entre otros, conforman el argumentario de las alegaciones que la asociación ha presentado al PGOU en las que, además, pide una «revisión y ampliación» del catálogo de elementos protegidos de Ciutat al considerarlos insuficientes.

Así, en el documento de alegaciones al que ha tenido acceso este periódico, Arca recuerda que ha trabajado con el Consistorio en los últimos 30 años para «la conservación, protección y aumento del patrimonio cultural de Palma» pero que, en la actual etapa de revisión de la normativa, no han participado. En este sentido aseguran que no ha habido «colaboración real y técnica» y que el Pacte no ha querido tramitar las peticiones que han hecho de planos y documentos.

Esto ha provocado que, según denuncian, el trámite de participación ciudadana no haya sido el adecuado y que se incumpla el Reglamento Municipal específico. También rechazan el trámite de exposición pública de «una documentación de esta envergadura y complejidad» ya que, en su opinión, «solo profesionales de la materia pueden consultarlo con medios tecnológicos adecuados a los que no tienen acceso ni ciudadanos ni entidades cívicas».

En lo que se refiere a la regulación y protección del patrimonio, además de apuntar que es poco ambiciosa y aparece fragmentada, las alegaciones de la asociación critican que se unifique el propio PGOU y la primera formulación del Plan de Ordenación Detallada, POD, dudando de su legalidad «de acuerdo al articulo 40 de la Ley de Urbanismo de la Islas Baleares».

«Instrumento ad hoc»

Es por eso que Arca considera que el conjunto histórico «requiere un instrumento urbanístico ad hoc» dedicado expresamente a su protección ,«incluido usos, tratamientos de fachadas, estética, ordenación y publicidad exterior», ya que, aseguran, «para comenzar no se sabe ni cual es el ámbito exacto» de dicho conjunto histórico. Esta deficiencia, continúan, «inadmisible en un documento actual», hace que la noción de centro histórico que utiliza el PGOU sea «confusa». Por último, la asociación critica la ausencia de una regulación de la Comissió de Centre Històric ya que, dicen, «se le cambia el nombre pero se regula por el actual sistema y se deja para un momento posterior su revisión». Asimismo pide que se revisen sus funciones «para quitarle las que no le corresponden».

El apunte

Solicitan la protección de más de 70 inmuebles

Arca, en sus alegaciones, asegura que el plan general no protege el patrimonio histórico del municipio y pide una revisión del catálogo de elementos protegidos para ampliarlo. En este sentido enumera más de 70 inmuebles de Palma que, según su opinión, deberían incorporarse. Asimismo reclaman la protección de 5 de los más de 100 refugios antiaéreos que existen en Ciutat, de las casetas de la cuesta del Teatre y de Sa Feixina.