Romero y Vivas, en una imagen de archivo. | Redacción Local

19

Reacción en el seno del equipo de gobierno del Ajuntament de Palma a la fiesta ilegal de Policías Locales en el cuartel de San Fernando. Los portavoces de Unidas Podemos en Cort, Rodrigo Romero y Sonia Vivas, censuran a través de un comunicado la realización de la mencionada fiesta dentro de las dependencias del cuerpo, «una fiesta en la que además de saltarse las restricciones se ha podido ver a policías condenados por coacciones y denuncia falsa».

Los representantes públicos afirman que «agentes que están llamados por el Supremo para entrar a prisión y que sin ningún tipo de problemas han podido acceder al cuartel de policía del que están expulsados, para participar en esa fiesta ilegal que rompe las normas de convivencia y el toque de queda al que todos los ciudadanos están sometidos debido a la pandemia».

Los ediles continuan su escrito lamentando que los policías encargados del turno de noche «y responsables últimos de que todo esto se produjera están imputados por delitos gravísimos dentro del caso Cursach, Pavisa y Fraude en las oposiciones, siendo que al responsable de ese día concretamente la justicia le pide trece años de cárcel».

«Si bien es cierto que es inocente hasta que se demuestre lo contrario, la entidad de las sospechas, bajo nuestro criterio, hace que no pueda desempeñar su labor como policía y mucho menos como responsable de toda una plantilla nocturna».

El grupo municipal Unidas Podemos, en boca de sus representantes en el Ajuntament de Palma, ha lamentado estos hechos, y asegura que también lamentan «tener que decir que ya advertimos que esto pasaría. Avisamos al PSOE de que readmitir a policías sobre los que pesan tan duras sospechas traería problemas a este equipo de gobierno», y en su opinión «los policías condenados y los sospechosos de corrupción hacen un pulso para demostrar que el cuartel de San Fernando les pertenece, secuestrando así a todos los honrados y honestos que sufren con sus acciones y manchando el buen nombre de la Institución».

Asimismo, los cargos de Unidas Podemos lanzan un mensaje a la regidora Joana María Adrover (PSIB), de quien dicen que nunca se ha dejado aconsejar por «personas de esta formación que conocen en profundidad la problemática de policía y lamentamos que se haya entendido como injerencia lo que siempre ha sido disponibilidad para una mejor gestión de un colectivo, que pasa por momentos complejos y que no podrá mirar hacia delante mientras se permita que los de siempre, sigan utilizando la corporación como si fuera su casa cuando es la casa de los honrados y de todos los ciudadanos».

Finalmente Romero y Vivas exigen al PSOE una vez más una reunión para tratar este asunto en profundidad ya que «lamentablemente nunca ha querido compartir su política de readmisiones y se ha limitado a ir por detrás usando las Juntas de Gobierno para colar las decisiones de Joana María de manera descuidera y torticeramente».