La asociación de vecinos ha celebrado este sábado una fiesta para recordar la obra original de Bennàssar. | Pilar Pellicer

11

Con la imagen del Pont des Tren como telón de fondo, la Asociación de Vecinos de este barrio de Palma celebró este sábado su fiesta anual, nacida con la demolición del original hito arquitectónico, obra de Gaspar Bennàssar. Con un claro ánimo reivindicativo pese a la posterior reconstrucción del puente a modo de réplica con materiales modernos, esta celebración se ha consolidado ya entre los vecinos y simpatizantes con un variado programa de actividades vespertinas.

La fiesta comenzó a las siete de la tarde con animación infantil a cargo de Jaume Barceló, con canciones y baile para los más pequeños. A continuación los asistentes se unieron en torno a una gran torrada seguida de una ballada popular a cargo de Aires Mallorquins.

La cita festiva alcanzó su punto álgido con la actuación de una espectacular concentración de 20 dimonis de la colla Realment Cremats, que realizaron un pasacalles con antorchas en una infernal actuación interactuando con el público.

La velada festiva culminó ya de madrugada tras la actuación del grupo musical Enrockats que aglutinó a un público mayoritariamente juvenil quien danzó al ritmo de los decibelios. El Pont des Tren, eje temático de la fiesta, representa desde entonces un añorado elemento por su significación histórica ligada al ferrocarril de Mallorca, arquitectónica por su valor intrínseco en la concepción y realización con elementos de estilo modernista; y sentimental por su imagen asociada a esta barriada vinculada al antiguos trazado de las vías del tren.