Críticas a la nueva tarifa eléctrica. | pixelio.de - birgitH¶

6

Consumidores y trabajadores creen que la nueva factura de la luz, que ha entrado en vigor este martes, perjudica a las personas más vulnerables, ya que aseguran que supondrá un encarecimiento del precio de la electricidad.

Según la nueva tarifa, el tramo más caro será de 10:00 a 14:00 horas y de 18:00 a 22:00 horas; el tramo intermedio, de 8:00 a 10:00 horas; entre las 14:00 y las 18:00 horas, y de 22:00 a 00:00 horas; y el más barato será de madrugada, de 00:00 a 8:00 horas, de lunes a viernes, y todo el fin de semana y festivos.

La OCU denuncia subidas del 27 %

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha denunciado subidas de hasta el 27 % en las nuevas tarifas eléctricas. En un análisis realizado por la asociación sobre el importe de las nuevas tarifas propuestas por las comercialización, estimando un hogar medio -con unos parámetros de 4,6 kW y 3.500 kWh de consumo anual- las subidas son casi siempre superiores a las provocadas por los cambios regulatorios. Así, aunque la subida esperada para un hogar con discriminación horaria rondaría el 8,5 %, podría alcanzar hasta el 27,3 % según la compañía contratada.

Facua cree que se traslada la responsabilidad al consumidor

Rubén Sánchez, de Facua, ha asegurado en declaraciones a RTVE que «esta medida del Gobierno no se enfoca hacia el ahorro real, sino a trasladarnos una responsabilidad de no estar haciendo las cosas de manera correcta».

UGT cree que perjudica a los más vulnerables

UGT ha calificado de «sinsentido» el nuevo modelo de facturación eléctrica y ha advertido que este nuevo modelo perjudicará a los consumidores más vulnerables. El sindicato ha querido a poner el foco en este colectivo debido a que «suele tener dificultades para estar informado de los cambios que se producen, reside en viviendas menos eficientes y no puede acceder a aparatos eléctricos con menor consumo». Además, recuerda que este colectivo «tiene dificultades para pagar la factura de la luz y por lo tanto no podrá consumir en los horarios con tarifas más caras, que es la mayor parte del día».
«Este cambio en la factura está hecho únicamente para el beneficio de las compañías eléctricas, ya que la parte variable de la factura (la que depende de las horas de consumo de cada persona) supone el 75% del total de la facturación», han subrayado desde UGT.

Por ello, desde el sindicato han reclamado la necesidad de implementar la Estrategia Nacional de Lucha contra la Pobreza Energética, con el objetivo de ofrecer una protección especial a los que menos tienen.

No es este el único reproche que desde el sindicato hacen al Gobierno, al que echan en cara no haber realizado una campaña de información a los consumidores, algo que, según han manifestado, ha sumido a los consumidores en una situación de «confusión y desconcierto».

Noticias relacionadas

Desde el sindicato han subrayado que esta nueva modalidad de facturación afectará a todos los usuarios, pero los acogidos al Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor (PVPC) -los que están en el mercado regulado, y que suponen en torno a al 40% de los usuarios- verán implementados los cambios de forma inmediata. El 60% restante, que permanece en el mercado libre, seguirá rigiéndose con los precios contratados con las eléctricas en sus packs. Esto, a juicio de UGT hará que las eléctricas que compiten en el mercado libre externalicen los riesgos que va a tener el cambio tarifario y, por lo tanto, suban los precios.

Esta tarificación, a juicio del sindicato, beneficiará los consumos con componente estacional, al consumidor doméstico que tenga una segunda residencia, a las pymes y a las empresas destinadas al turismo, cuya demanda de luz es mayor en determinadas etapas del año. Sin embargo, perjudicará los nuevos hábitos adquiridos durante el confinamiento, como es el teletrabajo, que se realiza durante las horas centrales del día y cuyo alto coste debe ser asumido por la empresa; o la educación a distancia, aumentando su consumo en las horas más caras.

Otro reproche del sindicato es que este modelo añade complejidad a la factura. «Cuando la mayoría de los ciudadanos todavía no han conseguido comprender la actual factura, se introducen cambios que conllevan nuevos requisitos y especificaciones», han subrayado desde el sindicato, que destaca que solo uno un 25% de los españoles conoce la diferencia entre la contratación de la electricidad en el mercado libre o en el regulado, según los datos del Panel de Hogares CNMC.

La Federación Española de Familias Numerosas prevé una subida de la tarifa

La Federación Española de Familias Numerosas (FEFN) ha criticado la nueva tarifa eléctrica por considerar que supondrá «una subida del recibo en muchos hogares» ya que «un hogar con hijos no puede dedicarse a poner lavadoras de madrugada o los sábados y domingos».

«Es muy poco práctico o imposible de seguir para cualquier familia con hijos», ha afirmado el presidente de la Federación Española de Familias Numerosas, José Manuel Trigo. En su opinión, la práctica es «absurdo» porque «poner la lavadora o el lavavajillas, o planchar la ropa por la noche es algo que una familia media no puede hacer normalmente». «Es cuando toca descansar. Estamos hablando de familias trabajadoras que tienen que madrugar al día siguiente, y que hacen un consumo básico, como es lavar los platos o la ropa de la familia. Y tampoco se puede dejar todo esto para el fin de semana, y especialmente si se trata de familias numerosas. Esto es impensable», subraya el presidente de la FEFN.

Por ello, prevé que este cambio de sistema supondrá una subida en el recibo de la luz para muchas familias, por un lado, «por una cuestión de organización familiar» y, por otro, porque «una lavadora centrifugando a las 3 de la mañana no se puede tolerar, a menos que vivas en una vivienda unifamiliar sin vecinos».

Ribera defiende la nueva factura de la luz

La vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha defendido la nueva factura de la luz, ya que considera que abaratará el recibo, aunque ha asegurado que «no recomendaría a su madre que se levantará a las dos de la mañana para planchar».

«De todas formas, leo cosas y veo memes en las redes sociales que no son ciertas. Yo no recomendaría a mi madre que se levantara a las dos de la mañana para planchar», afirmó en rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, subrayando que «hay toda una variedad de horarios con tarifas muy rentables».