El Ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá. | Efe

4

El Gobierno ha acordado con los autónomos unas condiciones para la prestación por cese de actividad, similares a las de la extraordinaria aprobada en el marco del COVID-19, que se mantendrán hasta el 30 de septiembre así como crear un nuevo subsidio para los de temporada.

Según ha anunciado el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, será «una ayuda adicional, ya de carácter ordinario» para los autónomos que vean caer sus ingresos en el trimestre de verano -de julio a septiembre- un 75 % frente a la misma temporada del año anterior y con unas exoneraciones de la cuota del 100 % en julio, 50 % en agosto y el 25 % en septiembre.

Noticias relacionadas

Junto a esto, ha avanzado que se reconocerá una prestación para los autónomos estacionales o de temporada, que se habían quedado fuera de la anterior al no estar dados de alta en la Seguridad Social cuando se decretó el estado de alarma.