El Supremo ha dado marcha atrás y decide que sean los clientes los que paguen. | Redacción Local

87

El Tribunal Supremo ha acordado este martes que sea el cliente quien abone el impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD) vinculado a la firma de una hipoteca, con lo que da un paso atrás en la reciente doctrina, dictada hace tres semanas, que imponía a la banca el pago de este gravamen.

Tras dos días de deliberaciones, el pleno de la sala de lo contencioso administrativo ha decidido, por 15 votos contra 13, rechazar los recursos planteados y recuperar la doctrina anterior a la sentencia del 18 de octubre, de modo que sea el hipotecado el que asuma la tasa.

En las sentencias, que se conocerán en los próximos días, el alto tribunal retrocede así al criterio vigente hasta el 16 de octubre, según el cual es el cliente quien se beneficia al inscribir la hipoteca en el Registro de la Propiedad y, por tanto, debe pagar la tasa.

En tres sentencias divulgadas el pasado 18 de octubre, el Supremo se desdecía de su doctrina anterior y optaba porque fueran las entidades financieras las que se hicieran cargo del impuesto, al considerar que el sujeto pasivo era el prestamista, y no el prestatario.

El fallo le costaba a los bancos la pérdida de 5.000 millones de euros de cotización bursátil en un solo día, y obligaba al presidente de la sala, Luis Maria Diez Picazo, a convocar un pleno que comenzó este martes y que se ha prolongado durante cerca de 16 horas.

Las asociaciones de consumidores se han apresurado a criticar el fallo, y Facua ha acusado al sector financiero de difundir mensajes «engañosos y alarmistas» para no tener que asumir el impuesto; asimismo, un portavoz ha mostrado su confianza en que, al igual que ocurrió con las cláusulas suelo, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea TJUE) hará justicia.

Noticias relacionadas

En cuanto a las entidades financieras, aparte de insistir en su voluntad de acatar las decisiones judiciales y de pedir seguridad jurídica, no se han pronunciado todavía de forma explícita sobre el fallo.

Si este lunes, tras la primera jornada de deliberaciones del pleno, el principal indicador de la Bolsa española, el IBEX 35, subió un 0,20 % animado por el sector financiero, este martes la sesión ha transcurrido en sentido contrario, y el selectivo se ha dejado un 0,24 % y los 9.000 puntos lastrado por la banca, aunque cabe esperar que en la sesión de mañana recuperen el terreno perdido.

La posición del Gobierno

El Gobierno prevé fijar el próximo jueves su posición sobre la decisión del Tribunal Supremo en torno al pago del impuesto de actos jurídicos documentados de las hipotecas tras analizar con detenimiento esta resolución.

Fuentes del Ejecutivo se han limitado a informar de que el Gobierno va a analizar el impacto de esa decisión y fijará su posición en la reunión del Consejo de Ministros del próximo jueves.

Esta semana se adelanta un día la reunión habitual del gabinete debido a que el viernes es festivo en Madrid.

Tras conocer la decisión del Tribunal Supremo, la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, en declaraciones a los periodistas en los pasillos del Senado ha manifestado que «hay que respetar» las resoluciones judiciales.