El expresidente de la Generalitat Artur Mas durante su comparecencia ante la Comisión de Asuntos Institucionales del Parlament. | Efe

7

El expresidente catalán Artur Mas ha señalado que, en caso de que se demuestre la financiación ilegal de Convergència, asumiría responsabilidades políticas si se lo pide su partido, el PDeCAT, que ha indicado ya se creó como una forma de «asunción de responsabilidades» ante las «sospechas» de CDC.

Mas se ha expresado así en la comparecencia en la Comisión de Asuntos Institucionales del Parlament, a la que ha acudido a petición de todos los grupos de la oposición para dar explicaciones sobre la financiación de CDC, después de que los acusados del caso Palau de la Música aseguraran que la formación se financió con comisiones ilegales de obra pública.

En la réplica a los grupos parlamentario, Mas ha reprochado a estos que traten las confesiones de los acusados del caso Palau Fèlix Millet y Jordi Montull como si fueran «un texto sagrado», y ha afirmado que él se cree más al extesorero Daniel Osàcar, también encausado, que negó las comisiones ilegales.

Noticias relacionadas

Ante la exigencia de la oposición para que asuma responsabilidades políticas incluso con carácter previo a una sentencia, Mas ha señalado que «si algún día» debe asumir alguna responsabilidad «se circunscribirá en el partido» que preside, el PDeCAT.

«Si ese partido considera que debo asumir responsabilidades, lo hablaremos entre nosotros», ha esgrimido Mas, que actualmente sólo tiene cargos de expresidente de la Generalitat y presidente del PDeCAT.

Mas ha remarcado que «una manera de dirigirse a la sociedad como una asunción de responsabilidades» ante las «sospechas» sobre CDC fue «crear un nuevo proyecto», el PDeCAT, fundado el pasado julio.

El dirigente ha subrayado que él es una persona que asume responsabilidades y ha recordado que cedió la candidatura a la presidencia de la Generalitat, por la presión de la CUP, y abandonó también el acta de diputado en el Parlament.