0

El presidente del Congreso de los Diputados, José Bono, ha recordado hoy que la democracia fue posible en España porque hubo personas, como el desaparecido Marcelino Camacho, «que dieron gran parte de su vida, de su libertad», para que los demás pudieran disfrutarla.

Bono ha valorado así la figura del ex secretario general de CCOO Marcelino Camacho, fallecido esta madrugada en Madrid a los 92 años, y ha avanzado que acudirá hoy a su capilla ardiente, instalada en la sede del sindicato, «para rendirle tributo».

En declaraciones a los periodistas antes de asistir a un desayuno informativo del líder del PSM, Tomás Gómez, el presidente del Congreso ha señalado que Marcelino Camacho «no solamente es uno de los padres del sindicalismo español, sino que es una de las claves de la democracia, de la Transición».

«La democracia a España no vino de la mano de los que se aprovecharon de su ausencia durante 40 años. Hubo democracia porque hubo gentes como Marcelino Camacho que dieron gran parte de su vida, de su libertad, muchos años de cárcel, para que disfrutásemos de libertad», ha asegurado Bono.

«Merece ser puesto en valor, porque es de justicia», ha recalcado el presidente del Congreso.