La consellera de Presidencia, Función Pública e Igualdad. | Europa Press

La consellera de Presidencia, Función Pública e Igualdad, Mercedes Garrido, ha vuelto a defender, en el pleno del Parlament, que la ley del 'solo sí es sí' es «una buena ley» pese a sus «efectos indeseados», y ha reprochado al PP que «no esté nunca al lado de las mujeres» y que «solo usen su dolor». Así ha respondido la consellera a las críticas de la diputada 'popular' Nuria Riera en la cámara balear, donde ha sentenciado que más de 500 agresores sexuales se hayan beneficiado de esta normativa. Además, ha criticado que la líder del Ejecutivo autonómico, Francina Armengol, sea «la única presidenta socialista» que defiende una ley «que ha beneficiado a tantos agresores».

En este punto, la consellera ha insistido en las virtudes de la ley, que «califica la violencia sexual como violencia machista, permite que se recojan pruebas biológicas de una violación sin una denuncia previa y protege a las mujeres, aunque tiene un efecto indeseado».

Seguidamente, ha recriminado al PP que «haga lo de siempre, no estar nunca al lado de las mujeres, negando ahora el derecho al aborto».

En respuesta, Riera ha afirmado que «el PP ha sido muy claro» con este derecho de las mujeres, «aunque tiene que ser la última opción y hay que proteger la maternidad», y ha lamentado que los socialistas «no sean claros con el respeto a las mujeres, porque están ignorando el mal que hacen».

Noticias relacionadas

«Ni un solo violador se merece que diga que esta es una buena ley, es una falta de respeto total a las mujeres», ha finalizado Riera.

En su turno de intervención, Garrido ha censurado nuevamente la posición sobre el aborto de los 'populares', a quienes ha pedido que den explicaciones por las querellas que pesan sobre su partido, poniendo de ejemplo el caso del presidente del Consell de Ibiza, Vicent Marí.

Tras esta afirmación, el portavoz parlamentario del PP, Toni Costa, ha pedido intervenir para protestar y ha contemplado que «la izquierda tiene que estar muy desesperada y nerviosa para venir al Parlament a montar infamias y patrañas», mientras que la consellera, por su parte, ha reprochado al PP que «ataque a quien investiga». En este contexto, el presidente de la cámara balear, Vicenç Thomàs, ha tenido que intervenir en varias ocasiones para interrumpir las declaraciones de los diputados y poner orden.

CS lamenta el espectáculo

La portavoz nacional de Ciudadanos (CS) y coordinadora autonómica en Baleares, Patricia Guasp, ha tildado esta situación de «bochornoso espectáculo» entre el PP y el PSOE, que han «extrapolado el discurso de Pimpinela del 'y tú más' de Feijóo y Sánchez». «Pido disculpas a todos los ciudadanos que hayan visto el pleno y cómo los dos partidos del bipartidismo se han tirado los trastos a la cabeza sin aportar soluciones ni para el sistema sanitario ni para la vivienda en la Comunidad», ha concluido.