Las anteriores ediciones han sido todo un éxito. | Efe

Más comercios, más opciones y mejores precios. Este martes ha comenzado la campaña de bonos de descuento del Govern en más de 800 comercios adheridos. El Govern ha repartido un total de 67.000 bonos con una inversión de más de 3 millones de euros. El objetivo es promover las compras en el pequeño comercio de Baleares. Por cada 30 euros de compra, el cliente obtiene una rebaja de 15 euros.

Para poder beneficiarse de estos descuentos solo es necesario ser mayor de 16 años y residente en las Islas. Además, debe presentar un documento oficial, un DNI, NIE o pasaporte, en el momento de pagar en la tienda. Cada persona podrá usar un máximo de 4 bonos, y se pueden utilizar en un mismo establecimiento o en diferentes comercios. En la página web bonsillesbalears.com se pueden encontrar los comercios que participan en la campaña y si todavía dispone de vales de descuento.

Además, el Ajuntament de Palma en paralelo ha puesto en marcha una iniciativa similar que da su pistoletazo de salida el próximo 11 de octubre, con un total de 312 establecimientos, en el marco de una campaña que contará con 96.164 cheques y un presupuesto que ronda los 2 millones de euros. Esta edición se suman 100 nuevos establecimientos y una tasa de repetición del 92 por ciento. La campaña estará en marcha hasta el 31 de diciembre o hasta que se haya agotado el presupuesto.

Cada ciudadano podrá gastar hasta ocho vales de 20 euros cada uno, con un gasto mínimo de 35 y un descuento máximo 160 euros por persona, hasta que termine la campaña el 20 de noviembre. Los interesados deben tener más de 16 años y mostrar su documento de identidad en el momento de hacer la compra en uno de los establecimientos adheridos.