La presidenta, en el acto del día de la Constitución. | Pere Bota

34

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, ha resaltado este lunes que la pandemia de la COVID-19 y todas sus consecuencias sociales y económicas han demostrado que la Constitución de 1978 «hoy está más vigente que nunca». Así lo ha expresado Armengol durante el acto institucional del Día de la Constitución, celebrado este lunes en el Palacio Real de La Almudaina de Palma. El acto ha sido organizado por el Govern, la Delegación del Gobierno en Baleares y el Consell de Mallorca, que este año ha recuperado su emplazamiento habitual, en el salón Tinell, aunque con todas las medidas de seguridad frente a la COVID-19.

Armengol se ha referido al «gran acuerdo» que supuso la aprobación hace 43 años de la Constitución, que ha exigido a los gestores públicos durante esta crisis proteger la salud, el empleo, la educación y el bienestar social. «La Constitución -ha afirmado Armengol- nos impone luchar por la redistribución justa de la riqueza y contra la desprotección de los ciudadanos y el paro». Todo ello se ha logrado «poniendo al servicio del bien común hasta el último euro aportado por el esfuerzo de los ciudadanos», ha manifestado la presidenta con ocasión de su discurso en el acto institucional celebrado este lunes en el Palacio de la Almudaina para conmemorar el Día de la Constitución.

Noticias relacionadas

Armengol ha agradecido a «todos¡ el trabajo realizado y la «suma de esfuerzos» para hacer frente a esta pandemia. Aunque la sexta ola es ya una «amenaza», la presidenta de Baleares ha dicho que la sociedad de las islas «mira al futuro con más confianza que hace un año». «Hoy sabemos que podremos vencerlo, hoy sabemos cómo protegernos, cómo proteger a nuestra gente», ha dicho Armengol.

La presidenta ha defendido, por un lado, la necesidad de adaptar la Constitución a «los nuevos tiempos», al tiempo que ha destacado que la covid-19 ha demostrado que la Carta Magna «fue tan avanzada a su tiempo que está más vigentes que nunca». «Hablamos de una constitución moderna, social, que garantiza los derechos y libertades y ofrece las bases para solucionar hasta lo inimaginable, como esta pandemia», ha afirmado. En este contexto, Armengol ha resaltado el diálogo durante esta crisis entre los partidos políticos y con los agentes sociales y económicos para aprobar y distribuir ayudas económicas, así como la importancia de la «descentralización» para que cada comunidad autónoma tomara sus decisiones en función de la expansión de la pandemia. «Esto es una sociedad madura, comprometida y estructurada», ha añadido.

La Constitución, ha proseguido, es «la vacuna más efectiva para protegernos de los que se sitúan fuera de ésta, de los que quieren atacar la democracia y la convivencia desde el odio, el racismo, la LGTBI-fobia y el machismo». Por contra, Armengol ha apostado en su discurso por la concordia, el optimismo y la alegría y, en este sentido, ha citado en su intervención palabras de la recién fallecida escritora Almudena Grandes y del poeta mallorquín Miquel Àngel Riera.