El teletrabajo ha propiciado el consumo de plantas de interior. | Redacción Digital

Regar las plantas, hacer pan y pasear al perro. Estas fueron las tres tareas por excelencia de la mayoría de españoles cuando se vieron encerrados en casa por el confinamiento. Aunque cuando se levantaron las restricciones fueron muchos los que abandonaron las buenas costumbres, para otros tantos se han convertido en hábitos. Un año y medio después del inicio de la pandemia, los floristas de Mallorca confirman un crecimiento en la venta de plantas purificadoras del aire y de interior.

«Se ha producido un aumento del consumo de la planta muy grande durante el último año», asegura David Vilamosa, director de los centros de jardinería Fronda en Palma. En pleno confinamiento todas las floristerías tuvieron que cerrar, a diferencia de otros países europeos, ahora la situación se ha revertido a su favor. La demanda de planta de interior ha aumentado en las Islas y se han transformado en la nueva moda de quienes gozan regando, limpiando y cuidando las plantas, ya sea en el interior del hogar, las terrazas, balcones o cualquier lugar del hogar que se pueda llenar con las hojas que, para muchos, revitalizan y purifican.

DIGITAL UH.

Más allá del amor por las plantas, los floristas también apuntan al teletrabajo como uno de los motivos de este crecimiento del sector. «La gente pasa más tiempo en casa, incluso muchos trabajan allí, se pasan muchos horas entre esas paredes y se han creado ambientes y zonas más verdes, con más luminosidad, en las que sentirse mejor», explica Vilamosa. Y es que, este tipo de plantas purifican el aire, neutralizan los gases nocivos y mejoran la humedad.

Entre la opciones más demandadas en los centros de jardinería de Palma están las de interior que ayudan a limpiar el aire. «Lo que más solicitan los clientes son plantas de interior que aportan luminosidad y dan sensación de espacio», afirman desde el centro de jardinería palmesano. Las plantas que se recomiendan para purificar el aire son las arecas (Chrysalidocarpus Lutescens) y los espatifilos (Spathiphyllum), que tienen efectos saludables para las personas por su especial capacidad de purificadora; los helechos (Nephrolepis Spp), una de las plantas más longevas y que mayor capacidad tienen de transformar el dióxido de carbono en oxígeno; y las orquídeas, que además de purificar el ambiente y limpiar de malos humos la oficina tiene una vistosa flor.

DIGITAL UH.

«El cuidado de las plantas mejora la salud física y mental, disminuye los niveles de estrés y contribuye de manera individual a la preservación del medio ambiente», apuntan desde el sector como uno de los mayores beneficios de este auge verde. De hecho la pasión por las plantas ha llegado tan lejos, que se están creando comunidades en las redes sociales que tiene en común este hobby. Se hacen llamar plantloquers y organizan quedadas para intercambiar bulbos o esquejes y pasar el día rodeados de naturaleza.

En la Isla se ha creado una pequeña comunidad, de alrededor de unas 550 personas, que se han conocido a través del grupo de Facebook de Intercambio de plantas en Mallorca. A través de la red social intercambian a diario consejos sobre el cuidado de sus plantas y organizan encuentros para compartir conocimientos y tallos.