Gracias esta convocatoria del programa, el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital ha señalado que 1,27 millones de hogares y empresas de más de 4.500 municipios recibirán banda ancha ultrarrápida en sus hogares y empresas. | Alex Fox

0

El Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital destinará un total de 3.838.550 euros en ayudas para la extensión de la banda ancha en Baleares dentro del Programa Único.

Telefónica ha captado casi 200 millones de euros en ayudas del programa de extensión de banda ancha Único, un 80 % del total, al imponerse en 39 de las 52 provincias españolas, mientras que Adamo y Avatal se han repartido el resto.

Gracias esta convocatoria del programa, el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital ha señalado que 1,27 millones de hogares y empresas de más de 4.500 municipios recibirán banda ancha ultrarrápida en sus hogares y empresas, una cobertura cuatro veces mayor que la mínima que se había marcado el Gobierno.

El Gobierno ha repartido la inmensa mayoría de los 250 millones de euros presupuestados, lo que sumado a la inversión propuesta por los operadores, sumará 479,45 millones de euros, lo que supone una intensidad de la ayuda del 52 %.

Unico-Banda Ancha es parte del Plan de Recuperación, que prevé una inversión de 4.000 millones de euros para la extensión de la conectividad, para acelerar el despliegue de redes 5G e impulsar un ecosistema de ciberseguridad.

En la actualidad, el Gobierno tiene abierta otra convocatoria destinada a mejorar la cobertura de redes móviles.

Los proyectos de Telefónica suman 407 millones de presupuestos y en total cubrirán 987.559 unidades inmobiliarias.

Aquellos que recibirán más ayudas serán los de la Comunidad Valenciana (13,8 millones de euros), Asturias (12,2 millones de euros) y León (11,2 millones de euros).

Adamo ha hecho valer su condición de alternativa a Telefónica en este tipo de convocatorias, después de dar la sorpresa en 2020, y recibirá 27,45 millones de euros en ayudas para desplegar redes en siete provincias

Las actuaciones de Adamo cuentan con un presupuesto total de casi 42 millones de euros para dotar de red a 138.613 unidades inmobilarias en Huelva, Cantabria, Palencia, Zamora, Toledo, Tarragona y Navarra.

Por su parte, Avatel ha sumado 24 millones en ayudas en su primera convocatoria de estas características tras irrumpir en el panorama nacional consolidando a base de compras los operadores locales.

El que es el quinto operador de banda ancha en España se compromete a llevar banda ancha casi 140.000 unidades inmobiliarias con proyectos valorados en 30,7 millones de euros, lo que le convierte también en el adjudicatario con una mayor intensidad de ayuda.
Las provincias en las que se ha impuesto Avatel son Albacete, Badajoz, Córdoba, Guadalajara, Málaga y Zaragoza.

El programa Único ha sustituido al Programa de Extensión de Banda Ancha (PEBA) y utilizará fondos europeos para que el 100% de los españoles tengan al menos 100 Mbps de conexión en 2025.

A la hora de adjudicar los contratos se tenían factores en cuenta como la extensión de la ayuda.

En esta convocatoria, el objetivo es que las actuaciones desplegaran conexiones de 300 Mbs escalables a 1Gbs.

En las futuras ediciones, es plausible que las condiciones se rebajen, ya que el despliegue de las unidades inmobiliarias más remotas será más caro y podría entrar en el 'mix' otras tecnologías como la conexión vía satélite.

Tras la ejecución de los proyectos seleccionados en UNICO-Banda Ancha y los proyectos en curso de las convocatorias PEBA-NGA, la cobertura de redes con velocidad superior a 100 Mbps alcanzará el 95% de la población en 2023.