La empresaria Carmen Torres Tallón, a quien ha llegado una factura de 4.700 euros, señala los contadores de luz. | Daniel Espinosa

La demanda de energía eléctrica en Baleares ha aumentado casi un 35% este mes de septiembre, en comparación con las cifras de estas mismas fechas del año pasado.

En concreto, la demanda de este septiembre se estima en 543.815 MWh, un 34,8 % superior a la registrada en el mismo mes de 2020, según Red Eléctrica Española (REE). Eso sí: desciende un 6,2 % respecto a septiembre de 2019, antes de la pandemia.

Si se tienen en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, la demanda aumenta un 31,9 % con respecto a septiembre de 2020, según ha informado la compañía en un comunicado.

Comparada con un periodo previo a la pandemia (septiembre de 2019) y corregidos los efectos de la laboralidad y las temperaturas, la demanda de energía eléctrica balear disminuye un 6,2 %.

En los primeros nueve meses del año, la demanda balear se estima en 4.237.931 MWh, un 12,3 % más que en el mismo periodo de 2020. De nuevo, una vez corregida la influencia del calendario y las temperaturas, la demanda es un 11,4 % superior.

Fuentes de energía eléctrica

El ciclo combinado, con un 73,7 % del total, fue la primera fuente de generación eléctrica en Baleares en septiembre, mientras que la generación renovable y libre de emisiones representó el 5,9 %.

El enlace submarino entre la Península y Mallorca aportó el 6,9 % del total de electricidad consumida en el archipiélago.

Datos a nivel nacional

En España, la demanda de energía eléctrica aumentó un 2,8 % respecto al mismo mes de 2020.

En los primeros nueve meses de 2021, la demanda nacional se estima en 192.587 GWh, un 3,4 % más que en el mismo periodo de 2020. Una vez corregida la influencia del calendario y las temperaturas, la demanda es un 3,5 % superior.

El 35,8 % de la energía eléctrica generada a nivel nacional durante septiembre fue de origen renovable y el 60 % no emitió CO2 equivalente