Grupos de migrantes llegados a Mallorca este fin de semana se encontraban en el puerto de Palma y en el aeropuerto a la espera de un billete para poder salir hacia la Península y seguir su viaje. Muchos de ellos no podían ocultar su satisfacción e incluso inmortalizaron la espera con sus móviles. | IB3

27

El centro de acogida de Cruz Roja acoge a cuatro familias llegadas en la oleada de pateras récord del fin de semana pasado. En concreto son seis adultos con catorce niños. Tres de estos grupos llegaron a Mallorca y el otro ha sido derivado desde Eivissa, donde no hay centro de acogida temporal. Ahora son atendidos por la ONG mientras se confirma, mediante pruebas de ADN que, en efecto, se trata de núcleos familiares, un trámite que suele tardar cerca de un mes. Mientras serán atendidos por la organización. Por el centro han pasado en lo que va de año 559 migrantes, algo más de un tercio de los que han llegado a Balears en patera.

Noticias relacionadas

La coordinadora del programa, Sara López, explica que, además de la atención sanitaria urgente a los migrantes a su llegada, Cruz Roja es la única organización que trabaja con el Ministerio una vez que quedan en libertad tras los trámites policiales. Al ser imposible la repatriación por el cierre de fronteras, los migrantes quedan en libertad y se les ofrece la posibilidad de acogerse a un programa. «Es totalmente voluntario, si se arrepienten pueden renunciar a él, aunque suele ocurrir cuando ya se encuentran en la Península», explica López. Ese apoyo suele pasar por asistencia para salir de la Isla, «donde se siente más atados» y acogida en un centro. El de Balears, que cuenta con 44 plazas queda reservado para casos de especial vulnerabilidad.

López explica que, la mayoría de los migrantes opta por acogerse al programa y que quienes renuncian a hacerlo suelen ser hombres jóvenes que llegan a la Península y tienen redes para continuar hacia otros países. También señala que hay un grupo menor de personas que opta por permanecer en Balears porque tienen familia o con red de apoyo aquí.

Punto de vista

44 plazas ante las oleadas: «No damos abasto»

El centro de acogida temporal de Cruz Roja cuenta con 44 plazas, suficientes en condiciones normales pero no ante oleadas como la de este fin de semana con más de 300 migrantes. «No damos abasto, para los casos más vulnerables va bien, pero el resto se tiene que derivar a la Península y es el Ministerio quien decide», señala López.