Las actuaciones de rescate y asistencia de turistas heridos representa un coste para las administraciones baleares que sufraga el Instituto Nacional de la Seguridad Social. | Michel's

0

Baleares ha recibido del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) 34,6 millones de euros por la atención que la sanidad de las islas prestó en 2020 a extranjeros y españoles de otras regiones desplazados temporalmente al archipiélago y a los europeos residentes.

El Consell de Govern ha autorizado este lunes la transferencia al Servicio de Salud de estos fondos de compensación de los gastos sanitarios por prestaciones a asegurados de otros estados europeos y del resto de comunidades españolas.

El INSS es el organismo encargado de la gestión de estas compensaciones por la atención médica con recursos públicos a turistas o a extranjeros de países de la Unión Europea radicados en territorio español.

En 2020 la sanidad balear atendió a 25.289 visitantes con tarjeta sanitaria europea de los que un 25,5 % eran británicos y un 23,7 % alemanes.