34

Endavant Mallorca pintó este jueves la fachada del Centro de Salud Son Pizà de Palma como «respuesta» al posible caso de discriminación lingüística denunciado el lunes.

«No podemos permitir más impunidad ante el creciente número de agresiones. Tenemos derecho a vivir en nuestra lengua», han criticado en Twitter. En la pintada se puede ver el nombre de la organización y la frase «prou d'agressions lingüístiques».

Este lunes un usuario aseguró a través de Twitter que una doctora del mencionado centro de salud se había negado a entender a su madre que le hablaba en catalán.

Noticias relacionadas

«Es funcionaria, su sueldo lo pagamos todos y debería hacer un esfuerzo en intentar entender el catalán», indicaba el hombre. El usuario, además, aseguraba que la doctora le había dicho a su madre que «llevaba 7 años en ese Centro de Salud».

Este miércoles la Obra Cultural Balear (OCB) ha propuesto al ejecutivo balear que ponga en marcha un plan de choque en la sanidad pública para «garantizar los derechos de los usuarios a expresarse libremente, sin sufrir coacciones ni chantajes, en lengua catalana».

Para la entidad cultural «este verano se ha visibilizado una situación que hace muchos años que existe. En las Islas Baleares, tras casi 40 años de autogobierno, se producen continuamente agresiones lingüísticas».