Una profesora en clase. | Josep Bagur Gomila

0

El sindicato educativo ANPE ha insistido en la necesidad de reconocer la insularidad a los docentes en Baleares, como sucede en Canarias, y que se compense a este colectivo a través de la indemnización por residencia.

ANPE ha denunciado en una nota que el profesorado de Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera se encuentra en desigualdad de condiciones sociolaborales con respecto al resto de territorios, a causa del encarecimiento de la vida y la crisis generada por la pandemia sobre la economía isleña.

La entidad ha lamentado el descenso en la recaudación de impuestos en Baleares y las trabas del Gobierno para paliar las dificultades que supone la insularidad de los docentes, a lo que se le suma una pérdida retributiva acumulada de unos 800 euros en el sueldo anual de un profesor.

Por ello, ANPE ha exigido de nuevo a la plataforma UNISEP que se reconozca la insularidad de los docentes de Baleares y así poder corregir las desigualdades «de manera permanente».

La organización sindical ha amenazado con llevar a cabo movilizaciones «más contundentes» si no se resuelve este problema.

«Las dificultades para acceder a la vivienda, el precio del combustible, la subida del Índice de Precios del Consumidor (IPC), el sobrecoste de la insularidad y los recortes efectuados al personal público de las islas justifican esta reivindicación», han alegado desde ANPE.