Vista de la playa de Magaluf rodeada de hoteles. | Paula Berga

26

La decisión del Gobierno británico de prorrogar su decisión sobre la reapertura de destinos vacacionales hasta junio, ha tenido ya un impacto directo en el sector hotelero de Mallorca.

Pequeñas, medianas y grandes cadenas han decidió paralizar la reapertura de más de cien hoteles en la Isla «hasta que no se solventen todas las incertidumbres».

Varias cadenas puntualizaron este lunes que la postura intransigente del Foreign Office «provoca que no sepamos a qué atenernos, de ahí que ante tanta incertidumbre se ha optado por paralizar todo el calendario previsto de aperturas de los hoteles enfocados al mercado británico».

El conseller ya adelantó el pasado viernes que «la decisión de Londres evitará abrir hoteles y, en consecuencia, ello evitará que se reincorporen trabajadores a los establecimientos, de ahí que hay que mantener los niveles de contagios y ello nos favorecerá ante Europa».

Madrid y Euskadi
El conseller de Turisme i Treball y portavoz del Govern, Iago Negueruela, aseguró este lunes en la rueda de prensa posterior al Consell de Govern, que los datos epidemiológicos de otras regiones, en alusión directa a la comunidad de Madrid y Euskadi, «han perjudicado a Baleares en la decisión del Reino Unido de no incluir a España en verde en su semáforo para facilitar los viajes de sus ciudadanos».

Noticias relacionadas

Negueruela afirmó que «hay que hacer una reflexión porque las comunidades que han sido más flexibles nos penalizan, como aquellas que no han podido controlar la situación de la pandemia, claramente Madrid o Euskadi, que son poblaciones muy importantes».

Respecto a Madrid criticó la gestión de la pandemia llevada a cabo en la comunidad que preside Isabel Díaz Ayuso, que tenía una incidencia acumulada situada en 400 casos por cada 100.000 habitantes el día en el que Londres tomó la decisión. Por tanto, «es la que está poniendo en peligro la reactivación del turismo del resto de comunidades autónomas».

Negueruela defendió que la petición que hace Baleares de que las condiciones para los viajeros británicos se fijen por subregiones y no por países «está incluida en el marco jurídico para la apertura de regiones por parte de la UE desde el año pasado».

De cara a la próxima actualización del semáforo sanitario del Foreign Office, prevista para principios de junio, Negueruela puntualizó: «Esperamos que el Reino Unido decida por regiones en la próxima ocasión, tal como reclamamos el Govern y el Gobierno. Con ello, podremos tener una situación de apertura en menores condiciones de cara a la temporada turística».

Las acusaciones de Negueruela provocaron una rápida respuesta del PP, que en su cuenta de Twitter llamó «mezquino» al conseller. Los 'populares' aseguran que se trata de un «ataque intolerable» que no van a consentir.