Vista aérea del antiguo hospital de Son Dureta. | A.S.

1

El Consell de Govern ha aprobado el proyecto de obra de interés autonómico para reformar el antiguo Son Dureta y transformarlo en centro sociosanitario con 542 camas para pacientes crónicos; así como para reformar las urgencias del hospital de Inca.

En el caso de Son Dureta, se ha aprobado el proyecto de las obras del antiguo hospital, que en febrero ya había sido declarado una inversión de interés autonómico, ha recordado el portavoz del Govern, Iago Negueruela en la rueda de prensa posterior al Consell de Govern.

Se envió el proyecto de obra y la solicitud de informe correspondiente al Ayuntamiento de Palma, en marzo se abrió el trámite de exposición pública y, una vez transcurrido el plazo de alegaciones que establece la normativa, el Consell de Govern ha aprobado el proyecto de obra.

El nuevo complejo sociosanitario que se construirá en el recinto de Son Dureta ofrecerá 542 camas hospitalarias para pacientes que recibirán tratamientos y curas dirigidos a estabilizar la enfermedad, así como sesiones de rehabilitación y para la recuperación de la autonomía personal.

Será el complejo sociosanitario de referencia para los sectores de Ponent y Migjorn de Mallorca, como hospital de cuidados especiales, con un edificio de estancia larga, con 242 camas; un centro de salud y SUAP; un área asistencial; un hospital de estancia media, con 300 camas; un área de docencia; una unidad de demencia, con 30 camas; una central de equipos de apoyo de asistencia domiciliaria; un banco de sangre y tejidos, y varios espacios multifuncionales.

En cuanto al proyecto de Inca que se ha aprobado, siguiendo la misma tramitación, es para la ampliación y la reforma del Servicio de Urgencias, de la Unidad de Críticos y de Rehabilitación. El nuevo Servicio de Urgencias dispondrá de 39 plazas, 7 butacas y 6 puestos en la Unidad de Estancia Corta (UEC). La nueva UCI tendrá una capacidad de siete camas más una flotante.

Antes de la pandemia del COVID-19, el Hospital Comarcal de Inca sólo disponía de 4 camas UCI. Actualmente, y de manera provisional, tiene 6 y otras 2 flotantes. Tras las obras, la Unidad de Críticos nueva tendrá más camas, más espacio y más seguridad para los profesionales y para los pacientes.