Con la pandemia, tener a una parte importante de la población inmunizada se convierte en una garantia de seguridad sanitaria para los posibles visitantes y puede condicionar su elección. | Marcelo Sastre

12

La estrategia de vacunación de los distintos países va a marcar la temporada turística de este verano. Baleares, como destino internacional de referencia, necesita avanzar en esta carrera, en la que compite no sólo con Grecia, Turquía o Italia, sino también contra otras comunidades españolas.

Con la pandemia, tener a una parte importante de la población inmunizada se convierte en una garantía de seguridad sanitaria para los posibles visitantes y puede condicionar su elección. El objetivo es claro: llegar a las puertas del verano con el mayor número de personas vacunadas.

En este momento en Baleares hay un 6,13 % de la población totalmente inmunizada, un porcentaje que se aleja del de algunos de sus principales competidores. En base a los datos aportados el 21 de abril, el destino turístico con más población inmunizada es Marruecos (11,53 %), seguido por Turquía (9,23 %) e Italia (8,0 %). Grecia (7,39 %) ocupa ahora mismo la cuarta posición en este ranking. Por debajo de la media balear, turísticamente hablando solo se encuentran Croacia (3,65 %) y Túnez (0,40 %).

En lo que se refiere a la competencia interna o nacional, las comunidades autónomas que presentan una mejor situación son Andalucía (8,40 %) y Madrid (8,00 %). Ligeramente por debajo se encuentran Cataluña (7,60 %) y la Comunidad Valenciana (7,4 %). El destino turístico de España con menor porcentaje de personas inmunizadas son las Islas Canarias (6,60 %), aunque su situación en la actualidad es mejor que la de Baleares.

Noticias relacionadas

Unas cifras que arrojan una realidad complicada para las Illes, que necesita acelerar si quiere alcanzar la temporada turística en igualdad de condiciones que sus mayores competidores. Desde el sector ya se ha pedido al Govern un plan de vacunación específico, con la finalidad de transmitir al resto de países, y más en concreto a los miembros de la Unión Europea, que las islas son un destino seguro sanitariamente.

Pero parece una opción poco probable ya que la secretaria de Estado de Sanidad, Silvia Calzón, defendió el pasado fin de semana motivos éticos para no alterar la estrategia de vacunación y priorizar a las regiones turísticas.

Principales competidores

Por el momento, la Asociación de Viviendas de Alquiler Turístico de Balears (Habtur) ha anunciado unas ocupaciones medias de hasta un 70 % a partir de julio, fecha en la que se prevé que estén normalizados los mercados emisores extranjeros, en concreto el alemán y el británico, y también esté adelantada toda la campaña de vacunación en Europa y a nivel autonómico.

Por su parte, los principales competidores de las Islas, como Italia, Turquía y Grecia, ya han empezado a implantar estrategias centradas en la inmunización para recibir a turistas internacionales este verano. Una muestra es el Gobierno italiano, que ha planeado inmunizar a los residentes en algunas de sus islas más apreciadas para atraer al turismo de cara a la temporada estival.

Certificado verde digital

Para incentivar los viajes seguros durante la próxima temporada de verano, Bruselas ha planteado el certificado verde digital. Se trata de un pasaporte de vacunación, que podrá ser obtenido por las personas que hayan sido inmunizadas parcialmente, o sea, que hayan recibido solamente una dosis de las dos previstas por la mayoría de las vacunas disponibles.

Los touroperadores y grupos turísticos alemanes y británicos, entre ellos TUI y Jet2 Holidays, afirman que esta propuesta «es la estrategia adecuada para propiciar una mayor movilidad a partir de junio y que destinos vacacionales del sur de Europa, principalmente Mallorca, se vean beneficiados con este medida».

Por otro lado, tanto Bruselas como los touroperadores y gobiernos europeos, junto con el Reino Unido, valoran positivamente el semáforo sanitario: un medidor para catalogar el nivel de incidencia de contagios para exigir o no la cuarentena a los viajeros que vengan procedentes de zonas de riesgo. En este caso, el certificado verde digital será clave para evitar la cuarentena.