La COVID ha supuesto un duro impacto en el empleo. | Jaume Morey

8

La pandemia de la COVID-19 ha dejado en Baleares una cifra de parados en 2020 que afecta a 84.339 personas, un 37,99 % más que hace un año, según datos de Ministerio de Trabajo. En total, el desempleo aumentó en 2020 en las islas en 23.218 personas.

En el conjunto de España, la pandemia ha roto seis años consecutivos de crecimiento del empleo, con una pérdida de 360.105 afiliados medios a la Seguridad Social que deja el saldo total de ocupados en 2020 en 19.048.433 personas, el 1,86 % menos que un año antes y la primera caída anual desde 2013.

El paro registrado en los servicios públicos de empleo subió por primera vez en 2020 tras siete años consecutivos de descenso, con 754.532 registrados más en el desempleo, lo que eleva el saldo total a 3.888.137 personas, de acuerdo con los datos publicados este martes por los Ministerios de Trabajo y de Seguridad Social.

Noticias relacionadas

Solo en diciembre la Seguridad Social sumó 26.432 afiliados medios, el menor aumento para un mes de diciembre en ocho años, en tanto que el paro registrado creció en 36.825 personas, la primera subida para este mes desde 2011.

Baleares ha cerrado 2020 con 417.542 afiliados a la Seguridad Social, lo que supone una disminución de 18.237 trabajadores respecto a 2019, un 4,1 % menos, según datos del Ministerio de Trabajo.

Baleares, con un descenso del 4,1 %, y Canarias, con una caída de afiliados del 5,5 %, han sido las comunidades autónomas donde ha descendido más porcentualmente el número de afiliados a la Seguridad Social. En concreto, la comunidad canaria perdió 45.743 afiliados y cerró 2020 con 781.685 inscritos.

En España, la pandemia de covid-19 ha roto seis años consecutivos de crecimiento del empleo en España, con una pérdida de 360.105 afiliados medios a la Seguridad Social que deja el saldo total de ocupados en 2020 en 19.048.433 personas, el 1,86 % menos que un año antes y la primera caída anual desde 2013.