Imagen de archivo de la primera línea de la Playa de Palma. | Jaume Morey

11

Los partidos de izquierdas han consensuado una enmienda que modifica el polémico decreto ley de medidas urgentes para la reactivación económica del Govern balear, para rebajar de 15 al 10 por ciento la ampliación máxima de los hoteles.

El texto da además competencias a los consells para que puedan modificar este porcentaje y puedan subirlo al 15 por ciento inicial o puedan rebajarlo. En el caso de Mallorca, la decisión queda en manos de la autoridad turística competente, que es el conseller Iago Negueruela.

Se trata de una de las medidas más polémicas recogidas en el decreto y la modificación se hace a instancias de Podemos. Los partidos llevaban varias semanas negociando posibles modificaciones para conseguir el apoyo de Més per Menorca y esta rebaja ayuda a que haya acuerdo.

El decreto ley está en vigor desde que lo aprobó el Consell de Govern pero Més per Menorca forzó que se tramitara como proyecto de ley para incorporar posibles modificaciones. No es la única que se ha presentado, pero sí la de más calado.

Desde la izquierda ya se anunció que el socio preferente para negociar el texto era Més per Menorca con el fin de evitar que se el texto se convirtiera en una nueva ‘ley Frankenstein’ tras su paso por el Parlament