El portavoz del comité autonómico de la gestión del coronavirus, Javier Arranz, explicó este domingo, en cualquier caso, que conviene ser prudentes

10

Tres semanas después de que se decretara el estado de alarma, los responsables sanitarios de Baleares aseguran que las Islas ya han superado el famoso pico de la enfermedad, después de que este domingo se detectaran apenas 22 nuevos casos. El portavoz del comité autonómico de la gestión del coronavirus, Javier Arranz, explicó, en cualquier caso, que conviene ser prudentes porque en el proceso que viene a partir de ahora puede que se produzcan repuntes, algo muy previsible cuando comience la fase de desconfinamiento.

La estadístisca que presentó este domingo Javier Arranz explica el moderado optimismo del portavoz del comité autonómico del coronavirus: tan solo hubo 22 nuevos casos positivos, lo que representa un crecimiento de apenas un 1,7 por ciento, aunque se produjeron cuatro muertes, lo que eleva el total hasta los 75 fallecidos.

Hasta la fecha se han confirmado un total de 1.293 casos positivos, de los que ya se han curado 461, lo que da un índice de curación del 35 por ciento. Si del total de casos detectados se quitan los sanados y los fallecidos, queda la cifra total de positivos activos.

Los porcentajes

En Baleares hay en estos momentos un total de 757 casos en esta situación y lo más significativo es que la mitad, un total de 381, son o bien personas y trabajadores de residencias o bien profesionales sanitarios. Es decir, apenas la mitad de los casos que siguen activos en Baleares son de ciudadanos.

Hay un total de 194 casos positivos entre el personal sanitario, a los que se suman otros casi 400 profesionales en vigilancia activa. Por lo que respecta a los casos detectados en residencias de ancianos y de discapacitados, ya suman 187, doce más que ayer. Entre los casos activos no se contabiliza a los casi 400 sanitarios que están en vigilancia ya que se trata de personal que no ha contraído la enfermedad, pero que está en cuarentena porque ha estado en contacto con contagiados de riesgo o no ha tenido la protección adecuada.

Siete días

Sobre el nuevo protocolo del Ministerio que establece que los sanitarios deben reincorporarse a su puesto de trabajo a los siete días de haber superado la enfermedad, Arranz explicó que es un asunto deberá estudiarse a partir de esta semana, pero aún no hay nada claro al respecto.

También explicó que la presión asitencial ha remitido en urgencias, y aseguró que habrá que reorganizar todo el sistema sanitario ahora que ya hay una bajada de casos.

Las Islas, ¿prueba piloto para el desconfinamiento?

Javier Arranz consideró que Baleares presenta las características idóneas para hacer una prueba de cómo realizar el proceso de desconfinamiento de la población ya que presenta un bajo nivel de casos, comparada con otros territorios, y está blindada en sus fronteras. «Sería una posibilidad, aunque no es una cuestión que dependa de Balears, ya que se trata de una decisión del Gobierno central», señaló Arranz. El portavoz precisó que sería una buena opción probar cómo hacer este proceso en los dos archipiélagos, el balear y el canario.