El juez Miquel Florit, en una imagen de archivo. | CATI CLADERA - CC - EFE - EFE

10

La magistrada de la Sala de lo Civil y Penal del TSJB, Felisa Vidal, ha dictado el auto de apertura de juicio oral contra el juez Miquel Florit por el 'caso Móviles' y le impone el pago de una fianza de 60.000 euros para hacer frente a las multas que le reclaman las acusaciones particulares: Editora Balear SA, Europa Press, Jose Francisco Mestre, Blanca Pou, Agencia EFE y la Asociación de Medios de Información (AMI).

Las acusaciones habían solicitado una condena de 42 años de inhabilitación y multas por valor de 43.000 euros contra el anterior magistrado instructor del 'caso Cursach' por delitos de prevaricación y contra los derechos fundamentales por la serie de autos en las que autorizada el acceso al listado de llamadas de tres periodistas y el posterior en el que incautaba el móvil de dos de ellos.

Estas decisiones se produjeron en la investigación por revelación de secretos en el 'caso Cursach' que detonó el descubrimiento de los chats del juez Manuel Penalva, el fiscal Miguel Ángel Subirán y los policías del Grupo de Blanqueo.

La decisión de apertura de juicio oral era un trámite después de que la Sala de lo Civil y Penal rechazara en julio el recurso de la Fiscalía y de la defensa de Florit que sostienen que no existió ningún delito en estos autos. El auto dictado este pasado jueves no impone fianza por los 30.000 euros de responsabilidad civil que se reclaman como indemnización para el periodista José Francisco Mestre. La magistrada señala que durante la instrucción no se ha practicado prueba para acreditar estos daños y, por tanto ahora no se puede valorar su posible valor.

Tras esta decisión, la causa queda a la espera de las conclusiones de Fiscalía y del escrito de defensa de Florit para que la Sala de lo Civil y Penal fije la fecha de juicio.