6

Esquerra Unida de les Illes Balears (EUIB) ha celebrado este sábado una asamblea para debatir sobre sus diferencias con Podemos y convocar a sus afiliados y simpatizantes a una consulta la próxima semana para decidir si rompe la coalición con el partido de los círculos.

En concreto, las bases escogerán si EUIB abandona la coalición Unidas Podemos o acepta la propuesta de Podemos de designar al director general de Consumo del Govern, al director general de Promoción Sociocultural del Consell de Mallorca y a un asistente del grupo municipal en el Ayuntamiento de Palma.

El diputado de EUIB dentro del grupo de Unidas Podemos en el Parlament, Pablo Jiménez, ha explicado antes de la asamblea que someterá su actuación a lo que decidan militantes y simpatizantes en una votación que se celebrará de manera telemática el lunes y el martes y de forma presencial el miércoles de la próxima semana.

Jiménez ha señalado que personalmente se decanta por «mantener los puentes de la coalición (...) mejorando las estructuras de funcionamiento interno», pero ha recalcado que no quiere condicionar la votación y se que atendrá a la decisión del partido.

En la asamblea se han puesto en conocimiento de los asistentes tanto la oferta de cargos para EUIB formulada por Podemos como los documentos intercambiados entre ambas organizaciones para debatir sus diferencias.

EUIB expone que su «conflicto» deriva de la actuación completamente autónoma de Podemos en su negociación para la formación del Govern de coalición con PSIB y Més per Mallorca, cuyo acuerdo programático ni siquiera se le ha comunicado.

«Desde ese momento, todos y cada uno de los nombramientos, tanto los de naturaleza eminentemente política como los de un cariz más técnico, no solo no han sido ya consensuados con nuestra organización, sino que ni siquiera hemos sido informados ni antes ni después de su nombramiento oficial», se queja el partido. «Nadie de EUIB tiene voz en el proceso», lamenta la formación en una carta a Podemos en la que subraya que se entera de los nombramientos «por la prensa».

Añade la dirección del partido que quiere formar parte de los gobiernos autonómico, del Consell de Mallorca y del Ajuntament de Palma no por ostentar cargos institucionales, sino para tomar decisiones junto a Podemos. «Lo que no hará nuestra organización es corresponsabilizarse de políticas en las que no ha tenido ni voz ni voto», apostilla.

A pesar de estos reproches, EUIB expresa a Podemos en ese escrito su convicción de que el conflicto «puede reencauzarse».